• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Impresa

El Poder Judicial prohibió este lunes a los medios independientes toda cobertura de los procesos para los reos acusados de terrorismo y otros delitos, supuestamente cometidos mientras protestaban contra el gobierno.

Hasta el pasado viernes, a los medios independientes como El Nuevo Diario les permitían solo la cobertura gráfica de las audiencias preliminares e iniciales de los casos judiciales mencionados.

“A partir de hoy (ayer lunes) ustedes (El Nuevo Diario) no podrán ingresar a las audiencia de los casos especiales”, aseguró un funcionario del Complejo Judicial Central Managua refiriéndose a los juicios contra manifestantes.

El Nuevo Diario consultó vía telefónica al director de Relaciones Públicas de la Corte Suprema de Justicia (CSJ), Roberto Larios sobre esa prohibición y él únicamente se limitó a confirmar la nueva disposición, que impide hasta tomar fotos.

Eso significa que solo los medios oficialistas podrán cubrir los procesos judiciales contra los reos que ha dejado la crisis sociopolítica que estalló en Nicaragua hace más de cinco meses.

El video

Aparentemente, la prohibición se produjo tres días después que en las redes sociales se hizo viral un video publicado por El Nuevo Diario en su página web, donde el reo Edwin Carcache denuncia ante el juez y los fiscales que ha sufrido torturas.

En ese video, el líder del Movimiento Estudiantil 19 de Abril y miembro de la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia, también exige la libertad de todos los detenidos por protestar y enfatiza que fue encarcelado por ejercer su derecho a manifestarse.

Las imágenes en que Carcache y sus compañeros de prisión aparecen rezando el Padre Nuestro y el Ave María, y luego exclaman varias veces ¡Fuerza Nicaragua!, se regaron por las redes sociales en pocos minutos. Los reos hicieron eso mientras eran custodiados por policías en la sala de jucio.

El video tuvo 19,607 reproducciones en Facebook, 54,589 en YouTube y 2,063 en twitter, en un día, el viernes pasado.