•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Otros dos funcionarios públicos fueron despedidos del Ministerio de Salud y el Ministerio de Educación, denunció en la Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH) el procurador laboral José López, quien lleva los casos laborales.

Uno de los afectados fue el fisioterapeuta Alejandro Jarquín, quien laboraba para el hospital de la ciudad de Masaya. 

Los despidos son justificados bajo los mismos argumentos: por supuestamente no cumplir con el trabajo y con la normativa, lo cual se considera una falta grave y se les cancela el contrato, expresó López.

El procurador laboral señaló que ambos exfuncionarios prefirieron no estar presentes durante la denuncia, ya que tienen temor a represalias en su contra, ya que han sido amenazados.

En la CPDH se contabilizan 88 denuncias de despidos que están en proceso judicial y la mayoría se registran en los ministerios de Salud y Educación, porque de los aproximadamente 150 mil empleados públicos, estos son los que mayor cantidad de trabajadores tienen.

“Como CPDH estamos interponiendo la demanda de acción de reintegro para que sea interpuesta ante el juez competente para hacer uso de lo que el derecho le asiste para que regresen a sus puestos de trabajo en idénticas condiciones”, dijo López.