•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

 La Policía Nacional señaló ayer a tres personas como los supuestos autores del asesinato y posterior incineración del cuerpo del militante sandinista Francisco Ramón Aráuz Pineda, el pasado 16 de junio, en un barrio al este de Managua.

Erick Antonio Carazo Talavera, Cristopher Marlon Méndez y Ulises Rubén Tobal Ríos son los nombres de los detenidos, a quienes además la Policía sostiene que formaban parte de varios tranques que habían en las inmediaciones de la colonia 9 de junio.

De acuerdo con la narración de los hechos, presentada por el comisionado mayor Farle Roa Traña, segundo jefe de la Dirección de Auxilio Judicial (DAJ), el crimen ocurrió cuando los señalados supuestamente atacaron con armas de fuego a oficiales de la Policía y a trabajadores de la Alcaldía cuando derribaban barricadas colocadas por los pobladores, en las inmediaciones del barrio.

La policía presenta a los que supuestamente asesinaron a Francisco Ramón Aráuz Pineda.

“Asesinaron a Francisco Ramón Aráuz Pineda, posteriormente profanaron, exhibieron y quemaron su cuerpo en la vía pública”, indicó Roa Traña.

Aráuz Pineda era hijo de Amada Pineda, quien fuera torturada y violada por una patrulla de la Guardia Nacional en la norteña ciudad de Matagalpa, a finales de los años 70.

Pruebas

Asimismo, indicó que entre las pruebas incriminatorias destacan las declaraciones de 50 testigos y reconocimiento de los autores a través de videos y fotografías.

Ese sábado 16 de junio es cuando, según los pobladores del barrio Carlos Marx, civiles armados mataron e incineraron en el interior de su vivienda a seis personas.

Ambos crímenes ocurrieron con una diferencia de pocas horas. Primero murió la familia en el barrio Carlos Marx y luego Aráuz Pineda, en la entrada de la colonia 9 de Junio. Los dos sitios quedan muy cerca el uno del otro.

Otro arrestado

Por otro lado, las autoridades policiales también presentaron a José Alejandro Quintanilla Hernández, originario de Masaya, a quien le imputan diversos delitos, entre ellos incendios, daños agravados, amenazas y posesión ilegal de armas de fuego.

Al respecto, el comisionado Farle Traña sostuvo que el 6 de mayo de este año el detenido supuestamente participó en el asalto y destrucción de la casa del gobernante Frente Sandinista de Liberación Nacional, en el municipio de Catarina.

De igual manera, cinco días después Quintanilla Hernández habría participado en diversos delitos en la ciudad de Masaya, como robos e incendios a casas de simpatizantes sandinistas; así como en el secuestro, torturas y asesinatos a policías, de acuerdo con la versión de las autoridades.