• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Impresa

Erling Santiago Trujillo y Adonis Vargas, dos menores de 17 años, se espera que vayan hoy a juicio, acusados de terrorismo por protestar contra el Gobierno, en el municipio de Sébaco. Según el abogado de la Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH), Julio Montenegro, los jóvenes están bajo arresto en el Sistema Penitenciario Jorge Navarro, conocido como La Modelo, a pesar que este no sea un lugar adecuado para menores de edad.

Montenegro también indicó que mediante un incidente, solicitaron que los dos jóvenes fueran remitidos a un juzgado de menores pero no hubo respuesta por parte de las autoridades. Trujillo y Vargas fueron capturados y acusados, en junio, junto con otras nueve personas por participar en marchas y tranques que se realizaron en Sébaco.

Parte de los 11 acusados que fueron detenidos en sébaco el 30 de junio.

Trujillo y Vargas hoy enfrentarán el inicio de un juicio junto a Misael Escorcia, Mauricio Castillo, Guillermo Tinoco, Julio Rizo, Modesto Machado, Freddy Vega, Michael Valle, Erick Robleto y Óscar Mendoza.

Montenegro calificó el proceso como un acto de “criminalización de las protestas y que estas personas, tanto adultos y menores deben ser dejado en libertad”.

El abogado detalló que los ciudadanos fueron detenidos cuando se levantaron los tranques en el municipio de Sébaco.

“Este proceso es nulo, ya que las detenciones fueron hechas por parapolicías y además ellos fueron remitidos muy tarde ante un juez. Fueron detenidos un 30 de junio y acusados un 4 de julio”, indicó.

Cargos que les imputan

Además de terrorismos, a las 11 personas, incluido a los dos menores, se les acusa de homicidio, fabricación y portación de armas. Montenegro precisó que el juez que llevará este caso será Ernesto Rodríguez. El abogado indicó que el Ministerio Público ofrecerá como principales testigos a policías en cubierto y trabajadores del Estado.

Al menos 29 menores de edad han muerto en el marco de las protestas contra el Gobierno, desde abril pasado, informó la Federación Coordinadora Nicaragüense de ONG que trabaja con la Niñez y la Adolescencia (Codeni).

Producto de la represión, al menos, 29 niñas, niños y adolescentes han sido asesinados, más de 60 detenidos y 15 adolescentes enfrentan procesos judiciales sin cumplir las garantías de ley y violando el Código de la Niñez y Adolescencia, dijo esta organización en septiembre pasado.