•   Estelí, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

Socorro Morales lloró este día de los difuntos al ver la tumba de su hijo Orlando Francisco Pérez Corrales, quien fue asesinado el pasado 20 de abril durante las protestas en Estelí, a través de una videollamada realizada desde el exilio.

Socorro Morales tuvo que huir hacia Estados Unidos ante las amenazas recibida por quienes supuestamente asesinaron a su hijo y este 2 de noviembre pudo ser parte del homenaje dedicado a su “ángel”, a como ella le llama y observar como familiares colocaban ofrendas florales sobre la tumba.

Ante las escenas, Socorro no pudo evitar las lágrimas y expresó que el dolor que invade su cuerpo y alma no se lo desea a nadie.

De igual forma, indicó tener esperanza de que la situación en Nicaragua cambie algún día y que la muerte de su hijo no quede en la impunidad.

Orlando Francisco Pérez Corrales fue asesinado el pasado 20 de abril durante las protestas en Estelí. Máximo Rugama/END.

El joven Orlando Pérez, de 23 años, cursaba su último de año de ingeniería ambiental y falleció producto de un disparo frente a la alcaldía de Estelí durante los enfrentamientos registrados en abril pasado.

Por su parte los padres del joven Franco Valdivia Machado, quien también falleció en las protestas de Estelí, llegaron a su tumba para llevarle serenata con su música favorita.

Juan Santiago Valdivia, padre del fallecido recuerda a su hijo como su amigo y compañero de trabajo, pues al igual que su padre Franco era árbitro de softbol y la mayor parte del tiempo en que ejercía esa labor solían estar juntos.

“Es la primera vez que estoy solo un 2 de noviembre, Franco era el único hijo varón que teníamos con mi esposa Francisca Machado. Precisamente cada fecha que cumple meses de fallecido Franco, ella se pone mal de salud”, expresó Valdivia.

Los padres de Franco y su esposa, al igual que la familia de Orlando esperan que sus muertes no queden en la impunidad.

familiares de Franco Valdivia Machado llegaron a su tumba para llevarle serenata con su música favorita. Máximo Rugama/END.

La hija de Franco Valdivia también fue llevada al cementerio, donde la menor de cuatro años lloraba la ausencia de su padre.

Franco Valdivia Machado, de 24 años, cursaba el tercer año de la carrera de derecho y falleció tras recibir un impacto de bala en la cabeza el mismo 20 de abril frente a la alcaldía de Estelí.

Valdivia Machado y Pérez Corrales fueron los primeros estudiantes que asesinaron el 19 de abril durante las protestas antigubernamentales.

De acuerdo a datos oficiales de los organismos de derechos humanos nacionales y extranjeros, entre 325 y 512 personas han fallecido producto de la crisis sociopolítica que enfrenta el país.