• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Web

Los mejores cuentos obtenidos de la octava edición del taller de cuentos para niños y jóvenes escritores Nicaragüenses, han sido premiados esta mañana durante un evento en el que participó el embajador de Colombia junto a grupos patrocinadores, en las instalaciones del Instituto Nicaragüense de Cultura Hispánica (INCH).

El primer lugar lo obtuvo Yuslly Lin Feng, estudiante de quinto grado del colegio Notre Dame School, con el cuento: Las Aventuras de Lucky.
El segundo lugar fue para Patricia Mercedes Lanuza, de quinto grado del colegio Liceo Cultural Nicaragüense, con la obra El gato Mauricio; y el tercer lugar lo obtuvo Juan Manuel Molano, de sexto grado del colegio Notre Dame School, con la fábula Una aventura para dos hermanos.

Los ganadores y resto de participantes recibieron reconocimientos, un libro en que están plasmados todas sus creaciones y premios de sus patrocinadores.

Embajador colombiano destaca “enorme talento”

Según Carlos Salgar, embajador de la república de Colombia en Nicaragua, la actividad consistía en premiar a los ganadores del concurso de jóvenes escritores nicaragüenses, además felicitar a estos niños que trabajaron muy hermosamente con sus cuentos el año pasado.

“Hay un enorme talento en nuestra niñez nicaragüense, son ocho años que llevamos haciendo este evento y durante estos ocho años, siempre hemos encontrado un gran talento, gente que tiene imaginación, que sabe escribir y que quiere cosa buenas para su país y que lo plasma en sus escritos y sus ilustraciones”, dijo el embajador de Colombia.

En cuanto al apoyo a este tipo de actividad, el diplomático colombiano aseguró que por el momento siempre apoyarán esta iniciativa, aunque lamentó que este año no se pudo realizar debido a los eventos que ocurrieron en Nicaragua, pero espera que el año entrante poder retomar esta labor nuevamente.

“Han pasado ocho años, cerca de 500 niños y cada uno de ellos tiene su libro con su cuento”, dijo el embajador.

Por su parte, Silvia Sánchez, madre de familia del colegio Teresiano, comentó que ha participado hace dos años con esta iniciativa y es parte de la formación y crecimiento de los niños.

“Para nosotros es importantísimo que ellos tengan un espacio verdadero, donde se puedan desarrollar culturalmente, donde ellos puedan expresarse, sus opiniones, su forma de ver el mundo, su forma de ver los valores y antivalores que hay en la sociedad nicaragüense”, aseveró Sánchez.

Después de la premiación, el embajador de Colombia compartió con los participantes un refrigerio.