•   Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

El Ministerio Público de Nicaragua acusó este miércoles a Elis Leonidovna Gonn, de 24 años, por los delitos de lesiones graves y exposición de personas al peligro.

La mujer, de origen ruso, atacó la semana pasada con ácido sulfúrico a un sacerdote, en la catedral de Managua.

El presbítero Mario Guevara es la persona que sufrió el ataque, el pasado 5 de diciembre.

En la nota de prensa 0010/2018 la Fiscalía señaló a la mujer por el delito de lesiones graves.

Lea: Ácido sulfúrico no afectó visión del padre Mario Guevara

En el escrito acusatorio, el órgano acusador le atribuye a Gonn el ilícito de exposición de personas al peligro, en perjuicio de José Roberto Pineda Bravo.

En la nota de prensa se asegura que el ácido rociado en el rostro del religioso le causó quemaduras de segundo y tercer grado.

El Ministerio Público también respalda su acusación con peritajes químicos del Instituto de Ciencias Forenses de la Policía Nacional, refiere la comunicación oficial.

También: Así vivía la mujer que atacó con ácido a sacerdote en la catedral de Managua

Elis Leonidovna fue arrestada en la catedral Inmaculada Concepción de María, en Managua, después de que otro sacerdote le practicara un exorcismo, luego de que cometiera el ataque con ácido sulfúrico.

Según Delia Guevara, hermana del sacerdote, él está internado desde el martes en el Hospital Vivian Pellas, preparándose para una cirugía en el rostro.

Líquido con el que fue atacado el padre Mario Guevara. Foto: Oscar Sánchez/END

Sin embargo, como ha presentado un descontrol de presión aún no ha sido intervenido quirúrgicamente.

De interés: Presbítero aplicó exorcismo a mujer que atacó a sacerdote en Managua

El cardenal Leopoldo Brenes, arzobispo de Managua y presidente de la Conferencia Episcopal (CEN), se refirió recientemente al estado de salud del sacerdote Guevara y recalcó que “todo está en las manos de la policía”.

“El día siete (de diciembre) por la noche le quitaron la venda del ojo, el efecto que el ácido había hecho prácticamente ha bajado casi en 70%, el médico dijo que en dos días prácticamente iba a desaparecer todo, solo está la quemadura en el rostro, en la parte izquierda y en los brazos, en estos día le van a ser otro chequeo, no son quemaduras de alto grado”, enfatizó el jerarca.

La mujer rusa, según se conoció, vivía con una hija menor de edad, intentó dar clases en un colegio religioso y algunos vecinos afirman que en una ocasión preguntó en voz alta cómo será la muerte.

La Policia Nacional, por su parte, sostuvo que al ser arrestada la mujer dijo que cometió el atentado contra el sacerdote por órdenes del diablo.