• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Web

El Estado de Nicaragua se declaró la noche del viernes administrador de los bienes muebles e inmuebles de nueve ONG a las cuales se les canceló su personería jurídica en la Asamblea Nacional y la Policía Nacional empezó a tomar el control de los edificios, sacando a los guardas de seguridad privados.

El anuncio se hizo mediante una nota de prensa de tres puntos que emitió el Ministerio de Gobernación.

“Los bienes muebles e inmuebles y cualquier otro activo de las organizaciones mencionadas, pasan bajo la administración del Estado de Nicaragua", indicó el Ministerio de Gobernación.

Las ONG afectadas son el Centros de Información y Servicios de Asesoría y Salud (Cisas); Instituto de Estudios Estratégicos y Políticas Públicas (Ieepp); Centro Nicaragüense de los Derechos Humanos (Cenidh); Hagamos Democracia; Ipade; Popol Nah; Fundación del Río; Centro de Investigación de la Comunicación e Instituto de Liderazgo de las Segovias.

Todas esas organizaciones perdieron en los últimos sus personerías jurídicas en la Asamblea Nacional de Nicaragua, mediante el voto de los diputados sandinistas.

El Ministerio de Gobernación dijo que con los bienes muebles e inmuebles creará un "Fondo de Atención y Reparación Integral para las Víctimas de terrorismo".

En su nota de prensa, el Estado de Nicaragua señala a las nueve ONG de "haber participado activamente en el fallido intento de golpe de estado, promoviendo terrorismo, crímenes de odio y alentando y celebrando la destrucción de instituciones públicas y privadas".

La sede de Popol Nah, tras ser allanada. Archivo/END

Las autoridades señalaron que los bienes no podrán ser "ser objeto de ningún tipo de transacción, por parte de organismos, sus representantes o cualquiera de sus miembros".

Desde la noche del jueves, la Policía Nacional ejecuta una serie de allanamientos en contra de estos organismos.

La noche del viernes el Cenidh denunció el ingreso a la fuerza de oficiales a su oficina en Chontales. Lo mismo ocurrió con la sede de Popol Nah en Managua. Además la sede de los medios de counicación Esta Semana, Esta Noche y Confidencial, dirigidos por el periodista Carlos Fernando OChamorro, también quedaron bajo control de los policías.

Representantes de las ONG afectadas han denunciado la revocación de las personerías jurídicas. También cuestionaron los allanamientos.

El sector privado expresó su respaldo a las ONG y criticó al Estado por la decisión de anular las personerías jurídicas y allanar las oficinas de los organismos.

En el exterior, diversos organismos y hasta el Estado de España y funcionarios de Estados Unidos rechazaron la cancelación de las personerías jurídicas a las ONG.

El Ministerio de Asuntos Exteriores de España condenó que la decisión de la Asamblea Nacional de Nicaragua de retirar la personalidad jurídica "de numerosas organizaciones nicaragüenses, de reconocido prestigio, dedicadas, entre otras funciones, a la defensa y la promoción de los derechos humanos".

La decisión de que el Estado toma el control de los bienes de las ONG la hicieron el Viceministro del Ministerio de Gobernación, Luis Cañas Novoa, y Gustavo Adolfo Sirias Quiroz, Director de Registro de Organismos sin Fines de Lucro.