•   San José, Costa Rica  |
  •  |
  •  |
  • ACAN-EFE

El Gobierno de Costa Rica condenó la decisión de Nicaragua de expulsar del país a dos entidades de vigilancia tuteladas por la Organización de Estados Americanos (OEA) y la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), acto que además calificó como "arbitrario".

"Costa Rica deplora la decisión de Nicaragua de suspender la presencia del MESENI, las visitas de la CIDH a ese país, así como la declaración de expiración anticipada del plazo, objetivo y misión del Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI) de la Organización de los Estados Americanos", indica un comunicado de la Cancillería costarricense.

El texto agrega que "esta decisión, que representa en la práctica una expulsión de estas misiones regionales, resulta arbitraria, toda vez que Nicaragua había autorizado su anuencia a su funcionamiento hasta el 3 de enero del 2019".

El Gobierno citó este miércoles en Managua al Meseni y al GIEI y notificó al primero su suspensión temporal y al segundo que su tiempo en el país había expirado.

Miembros del GIEI y Menesi en conferencia de prensa tras el anuncio de la expulsión / Melvin Vargas

Ambos organismos había llegado a Nicaragua para vigilar la situación de los derechos humanos y secundar investigaciones de los hechos violentos sucedidos en este país entre el 18 de abril y el 30 de mayo pasados, tras acuerdos alcanzado con el propio Gobierno nicaragüense.

"Ante el deterioro constante de los derechos humanos y la institucionalidad en Nicaragua se requiere la presencia de mecanismos que puedan asegurar su plena vigencia. Por ello, la presencia y el trabajo urgente de estos mecanismos es hoy más que nunca indispensable", afirmó la Cancillería costarricense.   

El comunicado oficial agrega que Costa Rica "se solidariza una vez más, con los estudiantes, periodistas, medios de comunicación, defensores de derechos humanos y organizaciones de la sociedad civil, que siguen sufriendo el acoso, la represión y la persecución por parte del Gobierno de Nicaragua".   

El Gobierno de Costa Rica reiteró "su total respaldo" a la labor de la CIDH y su decisión de mantener al MESENI en funcionamiento desde Washington.

"Costa Rica hace un nuevo llamado para el cese inmediato de la represión gubernamental y exhorta al Gobierno de Nicaragua a dar muestras fehacientes de respeto a los acuerdos alcanzados con los mecanismos antes mencionados, así como su obligación de garantizar los derechos humanos de todas las personas en ese país", agregó la Cancillería.  

El Gobierno de Costa Rica también instó a la comunidad internacional a sumar esfuerzos bilaterales y multilaterales dirigidos a "garantizar el pleno respeto de los derechos humanos en Nicaragua y la reapertura del diálogo para restablecer la paz y el entendimiento en ese país".

En una carta difundida este miércoles, el canciller de Nicaragua, Denis Moncada, acusó al secretario general de la OEA, Luis Almagro, de participar "en la escalada criminal, injerencista" contra Nicaragua, y que esa actitud explica el comportamiento de la CIDH, Meseni, GIEI y OACNUDH.

Según Moncada, esos entes "se han constituido en una plataforma de divulgación de información falsa para promover en el ámbito internacional sanciones en contra" de Nicaragua.