• San José, Costa Rica |
  • |
  • |
  • EFE

La Cámara de Exportadores de Costa Rica informó hoy que pese a que el sector creció entre enero y noviembre del 2018, la crisis en Nicaragua afectó a las empresas del régimen definitivo, que son las ubicadas fuera de zonas francas.

Al cierre de noviembre pasado las exportaciones costarricenses de bienes aumentaron un 7 por ciento para un total de 10.479 millones de dólares, y las empresas de zona franca mostraron un repunte del 13 por ciento.

Lea: Sector turístico resiente suspensión de festival del tabaco

Sin embargo, la Cámara mostró su preocupación porque el rendimiento del régimen de exportación definitiva presentó un crecimiento de solamente un 1 por ciento y empezó a tener caídas significativas a partir del inicio de la crisis socio política que vive el vecino Nicaragua desde abril.

"A principios de año se venía creciendo entre un 6 y un 8 por ciento, pero empezó a desacelerarse a partir de la crisis en Nicaragua y también la huelga contra el plan fiscal (en Costa Rica). Si esas situaciones no se hubieran dado los números serían diferentes", expresó la presidenta de la Cámara, Laura Bonilla.

También: Frente frío obliga a suspender zarpes en el Caribe de Nicaragua

Según los exportadores, a diferencia de las zonas francas, el régimen de exportación definitiva está conformado por un mayor número de empresas, posee más diversificación de productos, se encuentra concentrado en las zonas rurales y emplea gran parte de la mano de obra de estas áreas.

La Cámara reveló que el régimen de exportación definitiva empezó creciendo en enero, febrero, marzo y abril entre un 8 y un 6 por ciento y a partir de junio empezó a caer con un crecimiento de solamente un 3 por ciento, en julio y agosto del 4 por ciento, septiembre del 3 por ciento y octubre de un 2 por ciento.

Las cifras indican que en julio pasado hubo una reducción de las exportaciones de 53 millones de dólares. Archivo/END

El 90 por ciento de las exportaciones de Costa Rica hacia Centroamérica se realizan por vía terrestre, y el cierre de caminos por las protestas contra el Gobierno en Nicaraguaralentizó el paso de los productos.

De interés: “Perder el mercado de EE. UU. sería devastador para la economía”

Las cifras indican que en julio pasado hubo una reducción de las exportaciones de 53 millones de dólares, en comparación con el mismo mes del año anterior.

Nicaragua vive una crisis social y política que ha generado protestas contra el Gobierno del presidente Daniel Ortega y un saldo de entre 325 y 545 muertos, según organismos de derechos humanos locales y extranjeros, mientras que el Ejecutivo cifra en 199 los fallecidos

Para los exportadores costarricenses, la amenaza en Nicaragua continúa, por lo que urgen poner a funcionar el ferry con El Salvador para el transporte de mercancías, así como mejorar la infraestructura del Puerto Caldera, en el Pacífico central, para contar con medidas de contención.

Entre otros retos el sector exportador destacó el de mejorar la seguridad en las exportaciones, facilitar acceso a la financiación, diversificar mercados, así como reducir trámites y los altos costos de la producción en especial de las tarifas eléctricas.