•  |
  •  |
  • Edición Web

Por cada tres días de diciembre se registraron al menos 2 capturas en diferentes lugares de Nicaragua, según el reporte de denuncias que lleva la Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH).

Pablo Cuevas, asesor jurídico de la CPDH y encargado del área de recepción de denuncias, comentó que esta organización de derechos humanos laboró parcialmente por cierre de año y sólo se atendieron casos de mayor relevancia y se registraron denuncias de 20 capturas.

“Las denuncias vinieron en todo el diciembre y otra el miércoles 2 de enero, pero esta última corresponde a un arresto del 26 diciembre, por lo que cuenta para un total de 20”, indicó Cuevas, explicando que la cantidad de capturas puede ser mayor, ya que muchas personas por temor prefieren no denunciar.

Las capturas de diciembre se escenificaron en Managua (14), en Masaya (3) y en Jinotega otras (3).

En el caso de Managua, hay diversas capturas que no fueron registradas, entre estas una en el barrio Santa Rosa, que ocurrió el 27 de diciembre, donde en una de las calles del barrio, desde un día antes estaba estacionada una camioneta y hubo un continuo movimiento de motocicletas por la noche.

En la mañana se estacionó otro vehículo y a eso de las 10:30 a.m. se llevaron a un muchacho. Esto según la narración de uno de los vecinos, ya que los familiares prefirieron no denunciar.

El abogado de la CPDH dijo que el patrón se mantiene. Sin una situación delictiva, allanan las casas y capturan sin órdenes judiciales, con el argumento que son golpistas.  

Los reducen a golpes y los tiran a las camionetas, según lo que dicen los familiares. Cuando las personas son capturadas las tienen por tiempo indefinido en la cárcel.

En el caso de los departamentos, los tienen por varios días en sus celdas de las unidades policiales locales y posteriormente los mandan a El Chipote (en la Dirección de Auxilio Judicial) en Managua”, comentó Cuevas.