•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

Para poder cubrir el déficit del Presupuesto General de la República (PGR) de este año y ejecutar el Programa de Inversión Pública (PIP), el Gobierno de Nicaragua espera obtener préstamos por la suma de C$8,205,734,298, de los cuales un monto de C$7,382,760,717 corresponden a fondos provenientes del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE) y Banco Mundial (BM).

La diputada y experta en temas de comercio, Azucena Castillo, recordó que tres organismos financieros multilaterales son integrados por los países de la región, de la comunidad interamericana y global, por lo que es importante que Nicaragua, para garantizar los desembolsos, demuestre un interés autentico para resolver la crisis sociopolítica; de lo contrario los fondos podrían congelarse.

El monto del BCIE para 2019 se estima en C$2,934,396,791, la suma del BID es de C$3,246,614,671, mientras el BM aportaría C$1,201,749,255.

Además, hay otras entidades financieras que aportan hasta llegar a la suma de C$8,205,734,298, según lo establecido en el PGR 2019.

LOS RIESGOS

En la actualidad, el gobierno de Nicaragua es señalado por organismos internacionales defensores de los derechos humanos de reprimir las protestas e, incluso, de haber cometido crímenes de lesa humanidad.

Aunque el gobierno niega las acusaciones, Estados Unidos ya firmó una orden ejecutiva que considera la crisis nicaragüense como una amenaza, y aprobó la ley Nica Act que podría bloquear préstamos.

En la  Organización de Estados Americanos (OEA) se aplica la Carta Democrática, cuyo último paso sería expulsar al Estado de Nicaragua de ese organismo.

“Un contrato es un contrato, pero si se fallan las condiciones con las que fue firmado, entonces los bancos podrían retirarse, si no ve garantías, si no ve capacidad para que le respondan por el financiamiento”, advirtió Castillo.

La diputada liberal reconoció que “hay préstamos aprobados desde antes de la crisis que inició en abril pasado y se han desembolsado fondos que estaban antes de abril de 2018, pero los últimos préstamos que se han aprobado, posiblemente no se han desembolsado”.

La diputada liberal, Azucena Castillo. Archivo/END

Además, remarcó que ha quedado establecido el “riesgo enorme de que los fondos del BID y Banco Mundial se congelen por la decisión de los Estados Unidos de sancionar al Gobierno por la falta de democracia y violaciones a los derechos humanos”.

En el caso del BCIE, Castillo no descarta que en esta entidad financiera también “analicen con más cuidado la conveniencia de seguir financiando proyectos en Nicaragua”.

La falta de respaldo para el Gobierno de Nicaragua en la Organización de Estados Americanos (OEA) podría complicar la posición de Nicaragua en el BCIE, explicó la legisladora.

BCIE FINANCIA A POLICÍA

El BCIE es la única entidad internacional que para 2019 tiene financiamiento para la Policía Nacional, con un monto de C$84.3 millones para la rehabilitación y equipamiento de distintas delegaciones policiales a nivel nacional.

“El BCIE, por ser una entidad de la región, puede ser que ahí tome en cuenta qué es lo que está pasando, y si a Nicaragua, Dios quiera que no, le aplican la Carta  Democrática y la aíslan, este banco también tomará sus consideraciones”, indicó Castillo.

El BCIE es uno de los principales acreedores que tiene el gobierno de Nicaragua. Archivo/END

“Habrá que ver qué negociación puede hacer Nicaragua con el BCIE”, dijo Castillo, quien insistió que “lo mejor es impulsar un diálogo y dar muestras de que se está volviendo al cauce democrático”.

MONTO EN DÓLARES

Para el año 2018, el Gobierno de Nicaragua estimó desembolsos por la suma de US$385.7 millones y hasta el momento no hay una cifra oficial de cuánto obtuvo de esa suma proyectada.

En el PGR del 2019 se estima poder lograr un monto de US$371.1 millones en desembolsos por financiamiento, unos USS14.6 millones menos en comparación con lo proyectado en 2018.