•   Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Estados Unidos, el principal socio comercial para Nicaragua, se declaró este miércoles complacido con los avances de las negociaciones entre el Gobierno de Nicaragua y una coalición opositora con las que buscan superar la crisis que estalló en abril pasado.

Washington está "complacido con los avances" de las negociaciones entre el Gobierno de Nicaragua y la opositora Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia para sacar al país centroamericano de la crisis en que se encuentra, dijo el embajador estadounidense Kevin Sullivan.

Lea: Mesa de diálogo espera respuesta de invitación a iglesias católica y evangélica

El diplomático aseguró a periodistas que su país, que ha pedido adelantar las elecciones en Nicaragua para superar la crisis, está "complacido con los avances en las negociaciones, y nos parece muy bien el camino para lograr soluciones".

También destacó que las partes invitaran al cardenal nicaragüense Leopoldo Brenes como testigo y acompañante de ese proceso. Eso "aporta mucho" a la legitimidad de futuros acuerdos, señaló Sullivan, para quien las negociaciones son "una oportunidad para lograr soluciones, que hay que aprovechar".

EEUU ha pedido evaluar la crisis en Nicaragua mediante la Carta Democrática de la Organización de los Estados Americanos (OEA), después de que un grupo independiente de expertos de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) haya concluido que el Gobierno de Nicaragua ha perpetrado crímenes de lesa humanidad.

El Consejo Permanente de la OEA ha comenzado a aplicar la Carta Democrática Interamericana a Nicaragua, lo que podría culminar con su suspensión del organismo continental.

"Washington ´está complacido con los avances´ de las negociaciones entre el Gobierno de Nicaragua y la opositora Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia", señaló Sullivan. EFE/END

Asimismo, las partes negociadoras informaron que esperan la confirmación del cardenal Brenes, presidente de la Conferencia Episcopal de Nicaragua, como la de los pastores de las Iglesias Evangélicas, para que participen como testigos y acompañantes.

También: Testigos del diálogo serán escogidos por la Conferencia Episcopal, dice Cardenal Brenes

Brenes, también arzobispo de Managua, informó que el Episcopado decidirá el viernes si acepta o no la invitación para participar como testigo y acompañante en las negociaciones.

El Episcopado nicaragüense jugó un rol trascendental como mediador y testigo en el diálogo nacional entre el Gobierno y la Alianza Cívica iniciado en mayo pasado, que fue abandonado de forma unilateral por el presidente Ortega dos meses después.

Los representantes de la Iglesia Evangélica tampoco han decidido si aceptarán o no la invitación.

Durante la sexta sesión, las partes iniciaron la consideración de los temas de agenda para ser consensuados antes de ser discutidos en la mesa de negociaciones.

La Alianza Cívica ha anunciado que exigirá la liberación de todos los detenidos por protestar contra el Gobierno y el restablecimiento de las libertades, derechos y garantías previstas en la Constitución.

También unas reformas que garanticen unas elecciones justas, libres y transparentes, y justicia para las víctimas de las violentas protestas que comenzaron el 18 de abril de 2018.

De interés: Manifestantes presas en La Esperanza llevan una semana en huelga de hambre

La delegación del Gobierno, encabezada por el canciller Denis Moncada, no ha dado a conocer su agenda.

Por su lado, la opositora Unidad Nacional Azul y Blanco informó que en los últimos ocho días el Gobierno ha cambiado el régimen carcelario a 112 "presos políticos", en medio de las negociaciones para superar la crisis política que afecta al país.

Denis Moncada, canciller de Nicaragua. Archivo/END

La Unidad opositora indicó que al menos 650 manifestantes continúan en prisión para un total de 762 convictos, una cantidad menor que los 777 que cuenta el Comité Pro Liberación de Presas y Presos Políticos.

"Casa por cárcel no es libertad. Nicaragua exige la liberación de todo los presos políticos", demandó la Unidad.

Las partes esperan que las negociaciones, que se desarrollan en el campus del Instituto Centroamericano de Administración de Empresas (Incae), al sur de la capital, culminen "tentativamente" el 28 de este mes.