•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Las autoridades continúan “asediando” a familiares de Teylor Lorío Navarrete, el menor de 14 meses que falleció de un disparo en la cabeza en las Américas Uno, Managua, durante las protestas del 2018.

El pasado viernes, estando a 48 horas de que la familia doliente se reuniera en la tumba del pequeño Teylor, para recordar que su bebé cumpliría dos años, las autoridades enviaron una notificación a Jaime Lorío (abuelo) para que se presentara a la Estación VII este lunes. Citaron también a Jaime Lorío Sandoval, de 44 años, quien es tío del menor fallecido.

No obstante, a la cita acudió únicamente Jaime Lorío, en tanto su hijo de mismo nombre pero de apellido Sandoval, optó por no hacerlo, por temor a que lo encerraran.

Hace algunas semanas, cuando Jaime Sandoval se dirigía a su vivienda en las Américas Uno, después de haber culminado su jornada laboral fue capturado. Permaneció detenido 48 horas y luego liberado.

Según sus familiares, la explicación que le brindaron es que lo arrestaron como parte de un plan que ejecuta la institución policial para erradicar los focos delictivos.  Por la situación antes descrita, Sandoval optó por no presentarse.

Familiares de bebé asesinado en Managua / Archivo Pero Jaime Lorío, abuelo paterno de Teylor, sí lo hizo y en la estación le indicaron que ya tienen identificado al responsable del crimen del bebé

“Le dijeron que ya tienen identificado al autor del crimen, la Policía les dijo que es un chavalo que estaba atrincherado en la Universidad Politécnica de Nicaragua, pero no le creemos, es una táctica para seguir intimidando”, expresó Nelson Lorío, es el padre de Teylor, quien desde octubre abandonó el país y se comunicó con el Nuevo Diario vía telefónica.

En tanto Martha Adilia Sandoval, quien es abuela materna de Teylor, expresó que su pareja (Jaime Lorio) al ser entrevistado por oficiales de Policía había manifestado que los responsables de la tragedia, son agentes de esa institución.

En junio pasado, tras registrarse la tragedia en las Américas Uno, la Policía como parte delas investigaciones, citó a los padres del menor. En ese lugar, les preguntaron cómo ocurrieron los hechos que culminaron con la muerte del niño.

En la entrevista, Nelson Lorío Sandoval, papá del occiso dijo que el día de la tragedia (23 de junio 2018) caminaban por un sector de las Américas Uno y pasaron al lado de un grupo de oficiales y parapolicias.

Luego de haber avanzado algunos metros, escucharon una detonación y luego vieron a su hijo herido, quien en el trayecto al hospital, falleció.

Ante organismos de derechos humanos, Nelson Lorío responsabilizó a oficiales de policía por el crimen contra su hijo.

El 18 de octubre pasado, casi cuatro meses después de haber ocurrido la tragedia, la policía citó a Nelson y a su pareja, pero no acudieron, en su lugar, abandonaron Nicaragua.

Lo que ocurrió después, fue que la Policía arrestó al tío del pequeño y lo liberó. Y este viernes volvió a citarlo, al igual que al abuelo del menor fallecido.