• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Web

La mañana de este jueves los miembros de la Unidad Nacional Azul y Blanco hicieron público un comunicado en el que denuncian que este miércoles la Policía Nacional asedió y persiguió a manifestantes y retuvo ilegalmente a unos 68 ciudadanos; quienes tras ser golpeados y robados fueron dejados en libertad.

Los nicaragüenses que fueron retenidos intentaban participar de la marcha convocada por la Unidad Nacional, en la que se conmemoraría un año de resistencia cívica demandando la libertad de todos los presos políticos, justicia para los nicaragüenses asesinados en el contexto de las protestas sociales antigubernamentales y democracia.

Asimismo, la Unidad Nacional denunció la agresión a periodistas independientes y señaló que unas 300 personas fueron evacuadas; de diversos sectores cercanos al lugar indicado para la concentración, “por las gestiones del señor nuncio” Waldemar Stanislaw Sommertag.

La agresión a periodistas independientes se vio reflejada este miércoles con la retención ilegal del periodista Abixael Mogollón del portal de noticias Artículo 66, quien fue detenido en un punto cercano a la Plaza Centroamérica, mientras daba cobertura a la convocatoria de la Unidad, fue interceptado por un par de agentes que lo despojaron de su celular, lo golpearon, subieron a una patrulla de la Policía y posteriormente liberado; sin sus pertenencias.

El ataque contra los manifestantes también quedó registrado en videos; mujeres, hombres y ancianos fueron despojados de sus banderas azules y blancas, mientras que adolescentes fueron manoseadas, golpeadas y robadas.

INCUMPLEN ACUERDOS

Los miembros de la Unidad resaltaron que el actuar gubernamental demuestra una vez más “que miente en sus comunicados y es el mejor ejemplo de un régimen que continúa violando los derechos humanos y las leyes”.

Además, indicaron que el Gobierno de Nicaragua demostró que “incumple los pocos acuerdos que asumió en la mesa de negociación”, la cual continúa en impase ya que los miembros de la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia ha reiterado que solo se volverán a sentar a dialogar, cuando la delegación gubernamental demuestre con hechos el cumplimiento de los acuerdos ya firmados en el tema de libertad de los presos políticos y restablecimiento de derechos, libertades y garantías.