• Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Web

Un nuevo reporte de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), describe una variación en los patrones represivos en Nicaragua, denunciando la ejecución de “arrestos exprés”, acompañados de intimidación de parte de las autoridades de la Policía Nacional.

Según las observaciones del Mecanismo Especial de Seguimiento para Nicaragua (MESENI) de la CIDH, que fueron compartidas en las redes sociales, señalan que los “arrestos exprés” son detenciones a manifestantes, realizadas en corto tiempo, para evitar el desarrollo de protestas en el país.

“El MESENI de la CIDH identifica una variación en los patrones represivos en Nicaragua, con ejecución de arrestos exprés (por lapsos cortos de tiempo), sin reclusión de detenidos en dependencias policiales, pero con malos tratos e intimidaciones para disuadir las protestas”, publicó la comisión en su cuenta de Twitter.

La CIDH describió, que luego de la firma de acuerdos entre el Gobierno de Nicaragua y la Alianza Cívica, una cantidad de manifestantes presos fueron excarcelados sin garantías de supervisión internacional.

La CIDH también denunció fuerte presencia policial en las calles de Nicaragua para intimidar protestas. Óscar Sánchez/ END““A 58 días de iniciado el diálogo, con protocolos de liberación acordados, 236 personas fueron excarceladas sin sujeción a esos protocolos, sin garantías de sus derechos ni supervisión internacional. Mas de 700 personas continúan detenidas o procesadas en Nicaragua”, publicó la CIDH.”, publicó la CIDH.

La CIDH también denunció que la fuerte presencia policial en las calles de Nicaragua ha promovido un ambiente de amenaza para quienes desean manifestarse contra el Gobierno.

“Con la saturación policial de espacios públicos, se mantiene un ambiente de amenaza a opositores, impidiendo de ese modo que las manifestaciones tengan lugar donde se organizan habitualmente. El derecho a la protesta social continúa suspendido de hecho en Nicaragua”, señaló la comisión.

La CIDH urge restablecer los derechos humanos para “recuperar la confianza” de las personas que han salido del país en el contexto de la crisis y la represión gubernamental.

La CIDH también denunció fuerte presencia policial en las calles de Nicaragua para intimidar manifestaciones. Óscar Sánchez/ END“La continuación de violaciones a los derechos humanos en Nicaragua y el registro de detenciones de personas que vuelven del exilio dificultan la concreción y veracidad de un plan de retorno voluntario. Urge restablecer los derechos humanos en el país para recuperar la confianza”, publicó la CIDH.

La comisión llama a cumplir los acuerdos firmados en la sesión del diálogo nacional para que éste sea efectivo y ayude a mejorar la situación de los manifestantes detenidos.

La CIDH también denunció fuerte presencia policial en las calles de Nicaragua para intimidar a protestantes. Óscar Sánchez/ END“La demora en implementar acuerdos surgidos del diálogo en Nicaragua impacta en miles de personas que permanecen injustamente detenidas y exiliadas. Las dilaciones afectan la cohesión y consistencia de las partes involucradas en el diálogo. Es imperioso cumplir con los acuerdos”, publicó la CIDH en Twitter.

Cabe mencionar que las discusiones de la mesa de negociación del diálogo nacional concluyeron el 3 de abril, por acuerdo mutuo entre las partes, tras un mes y una semana de reuniones.

Entre las razones por las que el diálogo llegó a su fin están la falta de cumplimiento del Gobierno sobre los compromisos adquiridos, y la negativa de sus representantes a discutir temas pendientes, ha explicado en varios momentos la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia (ACJD), una de las partes negociadoras.

Según la Alianza Cívica, el Gobierno no ha cumplido con los acuerdos para la facilitación de la liberación de los manifestantes presos y para fortalecer los derechos y garantías ciudadanas.

La CIDH también denunció fuerte presencia policial en las calles de Nicaragua para intimidar manifestaciones. Óscar Sánchez/ ENDLa Alianza ha dicho que el Gobierno sigue sin liberar a los manifestantes presos, cuando hay una lista oficial de 232 protestantes detenidos que podrían volver a sus casas con la asistencia del Comité Internacional de la Cruz Roja, quien se encargaría del proceso de liberación.

En el análisis compartido en las redes sociales, la CIDH reiteró que tuvo conocimiento de castigos a detenidos y que recibe con mucha preocupación las denuncias de tortura a manifestantes presos.

CIDH presenta algunas observaciones sobre la crisis en Nicaragua en temas de derechos humanos. Jorge Ortega /END“El MESENI supo de castigos a detenidos en Nicaragua. La CIDH recibe con preocupación las denuncias sobre racionamiento de agua a personas recluidas en La Modelo y llama al Estado a mejorar inmediatamente las condiciones penitenciarias de los manifestantes presos”, publicó la comisión.

La CIDH han responsabilizado al Gobierno de Nicaragua por 325 muertos, ejecuciones extra judiciales, torturas, obstrucción a la atención médica, detenciones arbitrarias, secuestros, violencia sexual, entre otras violaciones a los derechos humanos.

El Gobierno de Nicaragua ha rechazado todas las acusaciones, reconoce solo 199 muertos y sostiene que se trata de un "intento de golpe de Estado".

En diciembre del año pasado, el Gobierno canceló el permiso de estadía al MESENI, que formaba parte de la misión de la CIDH que fue constituida por la Organización de Estados Americanos (OEA) para seguir la crisis en Nicaragua en temas de derechos humanos.