•   Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

Este próximo lunes 29 de abril, las audiencias de los juicios contra los periodistas Miguel Mora y Lucía Pineda, y contra el líder estudiantil Edwin Carcache Dávila, han sido programados con menos de una hora de diferencia.

Julio Montenegro, quien ejerce la defensa de los procesados explicó que en el caso de Mora y Pineda, la primera audiencia de juicio se ha programado para las 9 de la mañana, mientras que la de la Carcache Dávila, está prevista inicie a la 9:55 de la mañana.

“En el caso de Edwin el mismo día se realizará la audiencia preparatoria y el juicio, mientras que en el caso de Miguel (Mora) y Lucia (Pineda), ya es propiamente el juicio el que se realizará porque no hubo solicitud así como de audiencia preparatoria”, manifestó Montenegro.

Edwin Carcache, líder estudiantil. Archivo/END

El anuncio de la realización de estos dos procesos penales, se da a pesar que desde el 29 de marzo pasado, el Gobierno suscribió un acuerdo con la Alianza Cívica, en el que se comprometió a liberar a todas las personas que han sido arrestadas en el contexto de las protestas antigubernamentales, pese a ello, la situación legal de estos permanece incierta.

Prepara repetición

Consultado sobre la dificultad para ejercer la defensa de los procesados debido a la cercanía de los horarios entre los juicios, y dado que en enero pasado ya hubo un antecedente negativo en el juicio contra Carcache Dávila -el entonces juez Ernesto Rodríguez (hoy magistrado de apelaciones de Managua), decretó abandono de la defensa.

Montenegro afirmó que tiene preparado un escrito para solicitar reprogramación.

Julio Montenegro, abogado de la CPDH. Archivo/END

“Pediría una reprogramación en vista que me están programando audiencias el mismo día”, dijo Montenegro.

Miguel Mora y Lucía Pineda, están presos desde el 21 de diciembre del año 2018, y enfrentan cargos por provocación, proposición y conspiración para cometer actos terroristas y “fomentar el odio”. En el caso de Carcache Dávila su aprensión fue el cuatro de septiembre del 2018.
 
Mora y Pineda permanecen en prisión desde la noche del 21 de diciembre de 2018, cuando la policía allanó las oficinas del canal con una orden emitida por el juez Sexto Distrito Penal de Audiencia de la capital, Henry Morales.

Ese mismo día (21 de diciembre de 2018), en horas de la tarde, la dirección del estatal Instituto Nicaragüense de Telecomunicaciones (Telcor) ordenó el cierre de esa estación de televisión.

A Mora y Pineda, la Fiscalía les atribuye el delito de terrorismo en la modalidad de “proposición, provocación y conspiración”, además de promover el odio contra los partidarios del gobernante Frente Sandinista.

El 28 de enero de este año, el eurodiputado José Inácio Faria, publicó una fotografía en su cuenta de Twitter, en la que pudo apreciarse las condiciones en las que estaba Mora y Pineda Ubau en las celdas de la Dirección de Auxilio Judicial El Chipote.

José Inácio Faria, diputado del Parlamento Europeo. Archivo/END

La imagen iba acompañada de un mensaje, en el que denunciaba las condiciones “subhumanas” en la que estaban y pidió su libertad inmediata, argumentando que son ciudadanos y que aman a su país.

Posterior a la denuncia, los periodistas fueron trasladados al Sistema Penitenciario La Modelo y Esperanza. 

Miguel Mora, director de 100% Noticias. Archivo/END

En el caso del líder estudiantil Edwin Carcache, ha vivido momentos muy fuertes. En medio de policías y frente al juez, denunció tortura, cantó el himno nacional y rezó a la virgen María.

Fue capturado el martes, 4 de septiembre de 2018, junto con los líderes universitarios Arianna Moraga, Grecia Ramírez, Iskra Malespín, Judith Mairena y Alejandro Centeno.

La detención de los seis jóvenes ocurrió en el sector del Sistema Penitenciario La Modelo de Tipitapa, cuando iban viajando a un taller de derechos humanos. En el momento de la detención la policía únicamente le ocupó a Carcache tres agendas personales, un libro de derecho público y otro sobre los derechos y deberes de los privados de libertad en Nicaragua.

Al día siguiente liberaron a los otros estudiantes y el quedó detenido. Luego le acusaron por delitos de terrorismo.