•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El Gobierno envió la pasada  semana a la Asamblea Nacional dos contratos de créditos firmados recientemente con el Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE). La suma de ambos créditos supera los US$200 millones para ejecutar proyectos en las zonas del Caribe del país.   

“Hay dos contratos de préstamos y la directiva de la Asamblea los tiene en agenda para pasarlos a la Comisión de Economía y Presupuesto para el debido dictamen”, indicó Jimmy Blandón, jefe de la bancada del Partido Liberal Constitucionalista (PLC) en el Poder Legislativo.

Según el documento, que está en la Asamblea, el BCIE por medio del contrato de préstamo número 2229, financiará al Estado un monto de US$176.6 millones para el VIII Programa de Mejoramiento y Ampliación de carreteras, que entre sus puntos principales contempla la construcción del puente sobre el río Wawa, que permitiría un tráfico fluido a  Puerto Cabezas, Caribe Norte.

El puente Wawa se proyecta que sea de una longitud de 220 metros, hasta hoy en ese cruce el tráfico se interrumpe porque se usa una barcaza para cruzar los vehículos de transporte terrestre de un punto a otro.

Además, el proyecto incluye hacer la carretera desde la comunicada de Sahsa a Puerto Cabezas, un camino de tierra que es parte de la arteria vial que conecta al Caribe Norte con el Pacífico, se trata de un tramo de 85.6 kilómetros que será recubierto con concreto hidráulico. 

Este financiamiento también será para ampliar a cuatro carriles el trayecto entre Sapoa y Peñas Blancas, además, contempla mejorar la carretera del empalme Cosigüina a Potosí, en el municipio de El Viejo, Chinandega. 

El segundo préstamo del BCIE corresponde al contrato número 2228 y es por la suma de US$ 25.2 millones, que están destinados al mejoramiento de los aeropuertos de Bluefields y Corn Island en el Caribe Sur.

Votarán en contra 

“La bancada del PLC a votar en contra de esos préstamos, es nuestra postura estar en contra de cualquier decisión de este tipo que tome el Gobierno, ya sea vía Asamblea Nacional o Poder Ejecutivo.  Mientras no se resuelva el tema de los presos políticos y libertades ciudadanas, no respaldaremos la firma de contratos de préstamos”, sostuvo Blandón.  

Blandón comentó que “los temas económicos son importantes, pero están en estos momentos en un  segundo plano, la agenda que debe estarse resolviendo es la libertad de los presos políticos y el cumplimiento de los acuerdos en el diálogo”.

“El PLC no está en la mesa del diálogo”, reconoció Blandón, “pero la posición de los  legisladores del PLC es apoyar a que se resuelva el problema, que se libere a los presos y se restituyan las libertades”, añadió.

Recordó que el pasado 9 de enero el PLC presentó una iniciativa de ley en la que piden la libertad de los manifestantes presos.  “Desde la Asamblea hemos tratado de colaborar con la presentación de esa iniciativa”, refirió.