•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Los testigos y acompañantes en la mesa de negociación entre el Gobierno y la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia presentaron una propuesta de implementación del acuerdo de liberar a los manifestantes, que contempla su cumplimiento a más tardar en 4 semanas, revela Ernesto Medina.

¿Está cerca una solución a la crisis?

Es difícil decirlo, nosotros esperamos tener una solución pronto. El viernes pasado se vio en la Organización de los Estados Americanos (OEA) una muestra de que el Gobierno está aislado, el discurso del vicecanciller fue repetir mentiras que nadie cree.

l problema es que la presión internacional tiene sus tiempos, y en la OEA hay disposición de seguir tratando el tema de Nicaragua, pero hay temor también de aplicación plena de la Carta Democrática, de expulsar a Nicaragua, creo que eso no nos conviene, no se puede perder un espacio donde podemos estar haciendo presión.

Doctor Ernesto Medina, integrante del equipo negociador de la Alianza Cívica. Jorge Ortega/END

En la mesa de negociación, a partir de esta semana, incrementaremos la presión de parte nuestra, demandando el cumplimiento de los acuerdos que ya están firmados.

No vamos a discutir ningún punto nuevo mientras no veamos señales claras que se cumplirá lo acordado, lo que tiene que ver con la liberación de presos, libertades públicas, el derecho de organización y manifestación.

¿Qué otros recursos puede tener la Alianza para presionar?

El Gobierno quiere también un arreglo, comienza a sentir los efectos de las sanciones y hay un paquete importante de sanciones que está pendiente de aplicarse.

En la medida que la Alianza sostenga que esta negociación no está llevando a ningún resultado concreto y que hasta ahora ha sido una táctica del Gobierno para ganar tiempo, que denunciemos esto y lo dejemos claro, generará más presión y el Gobierno, si en realidad quiere que no se apliquen esas sanciones, deberá dar una respuesta concreta.

El Gobierno lo dijo desde el primer día de la negociación, cuando incluyeron como punto de agenda la no aplicación de las sanciones, entonces a ellos les está doliendo este tema.

La presión de la Alianza va sobre todo en el sentido de que mientras no se vean señales claras de cumplimientos de los acuerdos, nosotros lo vamos a denunciar dejando claro ante el mundo este punto para que los países, que están pendientes de la negociación, tomen las decisiones que deban.

En esta semana se van a poner más en claro cuáles son los temas que no se han cumplido y lo que nosotros esperamos ver para tener una muestra de que se puede  avanzar en las negociaciones.

Lo que pasa es que los temas están muy generales, por ejemplo, en cuanto a la liberación de todos los presos, el “todo” de la Alianza no es el “todo” del Gobierno.

La lista del Gobierno apunta a los que están en la lista conciliada con la Cruz Roja Internacional, pero después de esa lista nosotros hemos seguido indagando por los que no están en lista y que tienen que incluirse también para ser liberados, este es un tema que está por discutirse.

Ya no puede seguir el Gobierno excarcelando a los presos como lo ha hecho hasta ahora, el Gobierno cuando quiere los manda a sus casas y nadie sabe detalles.

Queremos un calendario, información sobre las condiciones en las que salen, vamos a pedir esto y si el Gobierno no lo quiere dar, vamos a denunciarlo.

Testigos y acompañantes presentaron una propuesta, ¿se debe esperar que el gobierno cumpla en base a esa propuesta?

Dejamos claro a los testigos y acompañantes que lo que presentó el Gobierno como medidas de implementación es insuficiente.

Nosotros hicimos una contrapropuesta, queremos un cronograma, estar claros de la lista, de quiénes son realmente los presos que van a ser liberados, porque no queremos llegar al día 90 (el plazo de liberación fue de 90 a partir del 20 de marzo) con una liberación masiva y que se nos quede la mitad todavía en las cárceles de La Modelo.

El día 90, bueno es lo que está, desgraciadamente, es un acuerdo, nosotros lo aceptamos. Pero no se debe esperar llegar a conocer todos los detalles hasta ese día.

Esperar el día 90 son casi dos meses sin hablar de reforma electoral…

En el documento que presentaron los testigos y acompañantes se habla de 4 semanas para cumplir los  acuerdos, que espero inicien a correr a partir de mañana (hoy lunes), eso acorta un poco el plazo. Nos toca hacer presión para ver resultados concretos y poder seguir avanzando.

Si ya tenemos un cronograma, si tenemos claridad sobre la lista de quiénes son realmente los presos políticos que deben salir, eso nos va a permitir movernos.

Doctor Ernesto Medina, miembro de la Alianza Cívica. Archivo/END

¿Es un sacrificio grande que la oea aplique la carta democrática a Nicaragua?

En estos momentos, que apliquen la Carta Democrática y Nicaragua sea excluida de la OEA nos deja en una situación con la pregunta ¿quién nos va a defender?

Ahorita la presión internacional que puede hacer efecto aquí es la de los Estados Unidos y la OEA, pero los Estados Unidos seguirá actuando en el marco de la OEA.

Si toman la decisión de excluir a Nicaragua, creo que habrá problemas y lo hemos hablado con la OEA y con algunos embajadores y nos han dicho que con la Carta Democrática hay que ser muy cuidadosos.

Pero está claro que el Gobierno no cumple y si no da señales claras, nada va a impedir que se tomen medidas de más sanciones. Hasta el momento, el Gobierno está haciendo todo para complicar más su situación.

Si la negociación se interrumpe totalmente, si se pierde del todo la negociación, en la OEA deberán tomar una decisión.

Fuera la de la negociación como medio para lograr un acuerdo, lo que nos queda es irnos a matar en la calle y nadie quiere eso, ni la comunidad internacional lo va permitir, por eso, mientras haya esperanza de un arreglo entre nosotros, medidas más fuertes en el escenario internacional van a estar ahí esperando.

¿Es signo de esperanza que la oea diga estar lista para trabajar en reformas electorales?

Sí, el hecho que hayan venido y nos hayan comenzado a introducir al tema de las reformas electorales es una señal que dice que tengamos paciencia, sé que es difícil, pero se debe tener paciencia. El plazo para nosotros es tener elecciones anticipadas en algún momento del primer semestre del 2020.