•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

La Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia (ACJD) está enfocada en cumplir con los puntos planteados por la Conferencia Episcopal de Nicaragua (CEN) este miércoles mediante un mensaje dirigido a la nación en el que reiteran la necesidad de fortalecer la democracia, la institucionalidad, la justicia y los procesos electorales, indicó Carlos Tünnermann, del equipo negociador de la ACJD.

“Ellos hacen una serie de llamamientos importantes que coinciden con las cosas que ha pedido la Alianza Cívica y el pueblo de Nicaragua.  Esa carta de los señores obispos es muy oportuna en este momento de las conversaciones que estamos haciendo con el Gobierno”, indicó Tünnermann.

La CEN expresó en su mensaje pascual que los acuerdos logrados en la mesa del diálogo deben fundamentarse en sentidos éticos y morales, capaces de superar la historia de la tragedia y el dolor de las víctimas.

Los obispos sostienen que la libertad de prensa y expresión es fundamental para construir un orden democrático, un Estado moderno y pluralista.

“En el caso del poder electoral es necesario que de acuerdo a las normas establecidas, se renueve de tal manera que sea confiable e independiente, que se de un proceso electoral neutral, imparcial y observado, nacional e internacionalmente. De lo contrario no se darán elecciones libres”, expresó la CEN.

En referencia a lo expresado por los obispos sobre las reformas electorales Carlos Tünnermann expresó que también coinciden es ese tema.

Obispos de la Conferencia Episcopal de Nicaragua / Archivo “Cuando vino el señor Cristóbal Fernández (funcionario de la OEA) para informarnos sobre el trabajo para las reformas electorales, yo me permití recordarle a Fernández, que fue miembro de la misión electoral de la OEA en 2017, que una de las recomendaciones incluidas en el informe final de esa Misión, es que el CSE está cuestionado, su credibilidad está seriamente cuestionada y que por lo tanto hay que pensar en renovarlo, lo que coincide totalmente con lo que dice los señores obispos”, sostuvo Tünnermann.

En cuanto a la administración de justicia, los obispos señalaron que  “debe ser absolutamente independiente, imparcial, profesional y éticamente impartida, al margen de los designios políticos, partidarios e ideológicos.  Sin justicia independiente no hay libertad”.   

Además, la CEN destacó que el fortalecimiento de la democracia y la institucionalidad “implica que las estructuras de Gobierno no sean un poder arbitrario ni la oportunidad para la repartición de cargos, prebendas y privilegios”.

Al respecto, Tünnermann afirmó que la Alianza “está totalmente de acuerdo”, con esos planteamientos y reconoció que les espera un momento “difícil” cuando llegue el momento de abordar esos temas con el Gobierno en la mesa de negociación.

“Eso que dicen los señores obispos es parte de la agenda de la negociación. Seguramente será un momento difícil cuando lleguemos a estos puntos, pero nuestra posición es coincidente con lo que están diciendo los obispos”, explicó el miembro de la Alianza.