•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

La Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia (ACJD) pidió a los testigos y acompañantes de la negociación con el Gobierno, que investiguen las denuncias de abusos y malas condiciones en las que se encuentran los manifestantes presos en la cárcel La Modelo y en el penitenciario de mujeres La Esperanza.

La petición la realizaron a través de una carta que fue entregada a los testigos y garantes, confirmó José Pallais, del equipo negociador de la ACJD.

"La carta la entregamos ayer después recibir las denuncias de los familiares, tanto de la situación que ocurre en centro penitenciario que está en Tipitapa (La Modelo) como lo que pasa en la cárcel de mujeres (La Esperanza)", expresó Pallais.

"Pedimos que se inicie un proceso de investigación de parte de ellos (testigos y acompañantes) con el apoyo de la Cruz Roja (Internacional), si es posible", explicó el miembro negociador.

"Les pedimos que se organizara una visita a las cárceles para atender esas denuncias, no solo en Tipitapa, sino que también les trasladamos las denuncias de lo que está sucediendo en las cárceles de mujeres, donde tenemos denuncias de prisioneras que han sido golpeadas y otras que están siendo reprimidas constantemente. Están reclamando por un mejor trato de ellas mismas y de las demás presas que están en ese centro", señaló.

Destacó la "obligación" de la Alianza, como contraparte en la mesa de negociación con el Gobierno, es presentarle a los testigos y acompañantes, las denuncias de los familiares de manifestantes presos.

Destacó que los testigos y acompañantes, también son garantes del acuerdo de liberación firmado por el Gobierno.

José Pallais, miembro negociador de la Alianza Cívica. Archivo/END"Hicimos la denuncia por pedido de los familiares", enfatizó

"Por los presos que están en la celdas de máxima seguridad están muy preocupados, por las condiciones en que están siendo tratados, por el irrespeto a los derechos humanos, por los mecanismos de presión que están sufriendo", sostuvo Pallais.

Las negociaciones entre el Gobierno y la Alianza Cívica que iniciaron el pasado 27 de febrero fueron suspendidas desde el tres de abril. La Alianza además ha reiterado que no reanudará las negociaciones con el Ejecutivo hasta que este cumpla con todos los acuerdos firmados.

José Pallais, miembro negociador de la Alianza Cívica. Archivo/ENDDe acuerdo con organismos de derechos humanos en Nicaragua hay más de 600 personas encarceladas y al menos 200 tienen algún tipo de medida cautelar por haber participado en las protestas antigubernamentales.

La crisis de Nicaragua que estalló el 18 de abril del año pasado además ha dejado más 300 muertos, miles de heridos, millones en pérdidas económicas, miles de empleos perdidos y decenas de miles de exiliados ante amenazas, asedio y persecución por haber participado en las protestas contra el gobierno.