•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Estudiantes de la Universidad Centroamericana (UCA) y otros ciudadanos de Managua realizaron cuatro plantones de protesta este martes, para reclamar la liberación de todos los presos políticos, justicia por los muertos en las manifestaciones y el restablecimiento de la democracia.

Al final de la tarde, un grupo de jóvenes realizó un piquete relámpago en la Catedral de Managua y pidieron ayuda a la Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH) para abandonar el lugar, porque la policía tenía rodeada la zona y detuvo a dos estudiantes de quinto año de Secundaria del colegio Salomón Ibarra Mayorga, identificadas como Natalia Lucía Reyes Castillo y Tayma Francesca Montoya.

La CPDH informó que no había confirmado la detención de las dos estudiantes, aunque a las 8:00 p.m. se supo que una de ellas fue dejada por la policía cerca de la zona del mercado Roberto Huembes. 

La policía mantuvo un asedio constante en los diferentes puntos donde hubo protestas.

En la UCA, estudiantes realizaron un plantón contra el Gobierno, alrededor del mediodía, para pedir la libertad de los manifestantes que aún permanecen encarcelados.

Los estudiantes se ubicaron dentro del recinto universitario, cerca de la entrada que está frente a la Universidad Nacional de Ingeniería (UNI), donde estaban los policías.

Los manifestantes llevaban una bandera gigante azul y blanco y pañuelos con los mismos colores, con los que se tapaban el rostro por temor a represalias de la policía.

Los conductores que transitaban por la zona se unían a la protesta haciendo sonar las bocinas.

Estudiantes de la UCA exigieron la liberación de todos los opositores. Nayira Valenzuela/END

Entre las demandas que gritaban están: “Justicia y libertad para los presos políticos”.

Los jóvenes exigían al Gobierno que liberara este martes a 86 reos que la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia considera como “presos políticos”, al cumplirse el plazo de 90 días estipulado en el acuerdo firmado en el diálogo.

En la mañana del martes, la Policía Nacional también puso un cerco de agentes frente las instalaciones del edificio Pellas, después que ciudadanos y trabajadores de la zona realizaran allí una protesta relámpago.

Trabajadores de las empresas que operan allí denunciaron que los policías impidieron el ingreso y salida de empleados y clientes durante la mañana.