•   Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

Excarcelados de Boaco y Somoto, que son miembros de la Unión de Presas y Presos Políticos (UPPN), denunciaron hoy en conferencia de prensa realizada en la Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH), que en los últimos días recibieron amenazas y agresiones de parte de simpatizantes del FSLN.

La excarcelada originaria de Somoto, Ana Cecilia Hooker, denunció amenazas de muerte en contra de una de sus hijas.

Hooker es maestra catedrática, fue capturada el 19 de noviembre de 2018 cuando realizaba un plantón junto a un grupo de personas en la ciudad de Somoto para demandar una Navidad sin manifestantes presos.

La maestra fue excarcelada el 27 de febrero de este año, en la víspera de la reanudación de las negociaciones entre el Gobierno y la Alianza Cívica por la Justicia y Democracia.

Hooker mostró su apoyo a los manifestantes en múltiples ocasiones soltando globos y lanzando confetis.

La maestra denunció que su hija de 15 años recibió amenazas de muerte en sus redes sociales de parte de personas que identifica como seguidores del partido de gobierno.

"Me han dicho que matarán a mi hija de 15 años, nos dicen que nos tienen ubicados y que nos darán plomo", señaló Hooker.

De igual forma, el excarcelado Jaime Toledo, originario de Boaco, aseguró que este sábado fue víctima de agresión por parte un simpatizante del FSLN.

Toledo fue coordinador del voluntariado de la CPDH en ese departamento, fue capturado por la Policía Nacional el 1 de junio de 2018.

La Fiscalía lo había acusado de delitos de lesiones graves y exposición de personas al peligro, fue excarcelado el 20 de mayo de este año bajo los acuerdos de liberación que se plantearon en la mesa de negociación.

Añadió que junto a su familia y algunos conocidos han sido fotografiados por agentes de la Policía Nacional, sin tener motivos para hacerlo.

El activista aseguró que el sábado, al salir del inmueble donde se encontraba, se le acercó una persona, aparentemente bajo los efectos de licor y lo golpeó en la cabeza.

"Responsabilizo al Gobierno de Nicaragua de cualquier situación que ocurra contra mi familia. En Facebook hay una página que se llama Germán Pomares y desde esta, aseguran que harán justicia contra mi persona", precisó Toledo.

Los excarcelados aseguraron que seguirán pidiendo la comunidad internacional mayor presión, dado que hay mucha inseguridad para ellos y sus familias.

Dijeron que el plazo que estableció la Organización de Estados Americanos (OEA) para la creación de una comisión del alto nivel diplomático plantea un periodo muy largo.

La OEA estableció que la comisión debe dar un informe en 75 días, los excarcelados dicen que es mucho tiempo y que no podrán seguir soportando amenazas y  agresiones de parte de los simpatizantes del Gobierno.

"Nos pronunciamos en contra de los 75 días otorgados al Gobierno por la Asamblea General de la OEA y le instamos a todos los representantes de los Estados a ser más beligerantes en la exigencia de democracia y justicia para nuestro país, solicitamos la aplicación de la carta democrática lo más pronto posible", indica el comunicado, leído por la excarcelada de Masaya, María Adilia Peralta, en representación de la UPPN.