José Adán Silva
  •  |
  •  |
  • END

El Embajador de Nicaragua ante Taiwan, William Tapia, explicó ayer a medios de Taipei que el presidente Daniel Ortega no pudo atender a su similar Ma Ying-Jeou en San Salvador, el pasado primero de junio, porque estaba al frente de la emergencia provocada por la aparición del virus de la gripe A en el país.

En entrevista concedida al diario Taipei Times, el embajador Tapia dijo que Ortega podría visitar Taiwan el próximo año, y que la cancelación tres veces de una cita con el mandatario chino se debía al descubrimiento de un caso de influenza A en el país y a la confianza que Ortega tenía en la Administración de la isla amiga de Nicaragua.

Tapia explicó que la confirmación del primer caso de gripe A atrasó el vuelo de Ortega a la toma de posesión. “Porque él cuida profundamente el bienestar de su pueblo, el presidente permanecía en Nicaragua para tratar la emergencia. Incluso, el Presidente se atrasó para la ceremonia oficial por atender el caso”, dijo Tapia.

En Nicaragua el caso se conoció públicamente hasta en horas de la noche de ese día, mediante la divulgación del Ministerio de Salud por el oficialista Canal 4. Antes de la noticia, el mismo canal transmitió la participación y el discurso de Ortega en el Estadio Monumental Cuscatlán, donde habló ante más de 60 mil simpatizantes del partido FMLN.

La cita con Ma estaba programada a las 4:30 de la tarde de ese día, pero Ortega pidió posponer la cita a las 6:30 y luego a las 10 de la noche, cuando la delegación del presidente Ma, quien se acompañaba de su esposa Chow Mei-­ching, suspendió la cita por lo inconveniente de la hora.

“El presidente Ortega se sentía muy confiado con la amistad de Taiwan, y creyó que Taiwan entendería la razón detrás del aplazamiento de la cita”, dijo Tapia a Taipei Times. Según el registro de llegadas del equipo de protocolo de Cancillería de El Salvador, el vuelo privado de Ortega registró su aterrizaje en el aeropuerto de la localidad de Ilopango, nueve kilómetros al este de San Salvador, a las 1:25 horas de la tarde hora local (19:25 GMT), tres horas antes de suspender la cita.