Nery García
  •  |
  •  |
  • END

Los directivos de la Empresa Nicaragüense de Acueductos y Alcantarillados, Enacal, informaron a través de una nota de prensa que recuperaron una propiedad de casi cuatro manzanas de tierra ubicadas en la 35 Avenida de la capital, luego que, en 2006, el anterior presidente de la Aguadora, Luis Debayle, las cambiara por 200 mil dólares y otras seis manzanas de terreno ubicadas en la carretera nueva a León, en donde el precio del terreno era muy inferior.

“Las nuevas autoridades de la Empresa Nicaragüense de Acueductos y Alcantarillado Sanitario Enacal… recuperaron una propiedad de cuatro manzanas de extensión en las laderas de Asososca, que el Bavinic (Banco de la Vivienda de Nicaragua) y la administración de Luis Debayle (ex presidente de Enacal) vendieron al señor José Luis Estrada Ponce, al irrisorio precio de 200 mil dólares”, precisa los directivos de la Aguadora.

“Por error involuntario”

Según la escritura pública de la permuta, a la que tuvo acceso EL NUEVO DIARIO, la transacción se realizó 31 de enero de 2006, y en el documento se establece que “Bavinic, dentro del proceso de liquidación de activos, al parecer por un error involuntario, vendió a un particular más de tres manzanas (3.9) de terreno ubicadas en la esquina de la décima calle norte y la treinta y cinco avenida de esta ciudad en Managua”.

Por ese “error involuntario” que cometió Bavinic de vender un terreno que no le pertenecía, entonces Debayle, en representación de Enacal, acordó que le entregaran a cambio de las 3.9 manzanas, otras seis manzanas de terreno en la zona de Los Brasiles, más la cantidad de 200 mil dólares en efectivo.

Pero en enero de 2007, la presidenta de Enacal, Ruth Selma Herrera, declaró a este rotativo que esa transacción era desequilibrada, porque el costo de las cuatro manzanas ubicadas en la 35 Avenida de la capital es muy superior al de las seis manzanas ofrecidas por Bavinic, y desde entonces dejó claro que no entregarían esos terrenos y procedió a hacer la denuncia ante la Procuraduría General de la República, PGR.

Rescinden permuta

“Enacal evitó que se malvendiera una propiedad del pueblo abortando las intenciones de poner en riesgo esta valiosa fuente de agua potable de los managuas”, agrega Enacal. El lugar sería utilizado “para la construcción de un taller de cabezales, que implicaría la presencia de aceite cerca de la laguna de Asososca”. La aguadora devolvió los 200 mil dólares.