• Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Web

Luis Almagro, secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), se reunió la mañana del jueves con Haydee Castillo, miembro del consejo político de la Unidad Nacional Azul y Blanco (UNAB), para conversar sobre las violaciones de derechos humanos en Nicaragua.

Almagro habló con Castillo en el contexto de una serie de reuniones que programó la UNAB en Washington para exponer a los diplomáticos de la OEA las situaciones que sufren los nicaragüenses de cara a la crisis sociopolítica que inició en abril de 2018.

“Conversamos sobre el deber de dar justicia a las víctimas de violaciones de derechos humanos y la necesidad del pronto restablecimiento de las libertades individuales y las garantías constitucionales en el país”, publicó Almagro en su cuenta de Twitter.

La conversación se da un día después de que la Secretaría General de la OEA brindó un informe en el seno del Consejo Permanente sobre las negociaciones del diálogo nacional y las discusiones sobre las reformas constitucionales.

El informe del Almagro presentó una retrospectiva del proceso, acuerdos logrados y cumplidos, así como aquellos que quedaron pendientes de alcanzar e implementarse.

Luis Almagro, secretario de la OEA. Archivo/ENDTambién la OEA aprobó la conformación de una comisión de alto nivel diplomático que pretende visitar Nicaragua para ayudar a encontrar una salida a la crisis en el país.

Haydee Castillo, dijo ayer, a través de un video, que la UNAB ve como positivo el nombramiento de los representantes de la Comisión de alto nivel para resolver la crisis de Nicaragua a pesar de que consideró que pasó mucho tiempo para su conformación.

La integrante del consejo político de la UNAB señaló que el informe de la Secretaría General de la OEA no describió el dolor que sufren los nicaragüenses desde que inició la crisis sociopolítica.

“(El informe) no recogió el hecho de que todavía hay manifestantes presos, únicamente cambió el régimen pero no han sido liberados totalmente. Todavía tenemos 120 manifestantes presos en las cárceles de Nicaragua”, señaló Castillo.

Expresó que en el informe de Almagro no hubo una descripción sobre el asedio y las amenazas que sufren los opositores del gobierno de Nicaragua.

La integrante de la UNAB solicitó a la Comisión de la alto nivel que brinde el informe sobre la crisis de Nicaragua, antes del plazo establecido de los 75 días porque el gobierno de Nicaragua no aceptó el nombramiento de dicha comisión.