• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Web

La organización Jóvenes Ambientalistas dio a conocer que están participando en una coalición con organizaciones de diferentes países para promover el emprendimiento formal en Nicaragua.

La coalición está conformada por 9 países europeos y 3 latinoamericanos, y lo que pretenden con dicho proyecto es que las organizaciones intercambien experiencias sobre emprendimiento social.

“Obviamente que ese intercambio de experiencia es para conocer las realidades de los otros países, qué están haciendo y cómo se están apoyando”, manifestó Rafael Estrada, responsable del área de comunicación de Jóvenes Ambientalistas.

Hace una semana llegó al país el portugués Alexander Cootinho, de la IAFA -Associação Intercultural Para Todos-, quien manifestó que se ha reunido con distintos grupos sociales.

También visitó el parque natural La Máquina, ubicado en el departamento de Carazo, conoció trabajos con reciclaje y un proyecto en desarrollo con jóvenes de San Francisco Libre.

La coalición de emprendedores promueve el intercambio de experiencia para conocer las realidades de otros países. Jorge Ortega/END

“Después compartí mi opinión sobre lo que veo, al mismo tiempo comparto cómo funciona en mi país, porque la realidad de Portugal es muy diferente a la de Nicaragua. Qué voy aprender yo con ellos, qué van aprender ellos conmigo e intercambiar así ideas con los demás países”, explicó Alexander Cootinho.

Trabucos

De acuerdo con Estrada, es importante mencionar que la política pública o el marco regulatorio trata de fomentar y facilitar en otros países los emprendimientos que hay a nivel social, en cambio en Nicaragua hay limitantes.

Aunque afirma que la Ley 645, Ley de Promoción, Fomento y Desarrollo de la Micro, Pequeña y Mediana Empresa (Ley Mipyme), trata de impulsar la formación de los diferentes emprendimientos que hay en el país, “los incentivos que esa ley supone que venía a dar a los emprendimientos ya establecidos para pasar a la formalización no han sido suficientes, las instituciones encargadas no lograron impulsar el espíritu que la ley traía”.

Por lo tanto, añade que en Nicaragua sigue privando la informalidad y eso es un punto negativo para el tema de los emprendimientos sociales.

“Esta ley salió entre el 2007 o 2008 y si vas a la institución rectora que en este caso es el Mific (Ministerio de Fomento, Industria y Comercio) a preguntar cómo han avanzado los temas de emprendimientos sociales no llevan un registro”, aseguró Estrada.

El problema de la basura fue señalado por el emprendedor portugués. Archivo/END

Entonces, “al no tener respaldo absolutamente de nada, los emprendimientos siguen en la informalidad”, añadió Estrada.

Alexander Cootinho explicó que la finalidad de este proyecto es disminuir el desempleo joven, aumentar y motivar más a los emprendedores jóvenes.

“Y abrir mentalidades, conocer realidades de diferentes países para implementar en nuestros países o al menos cambiar”, dijo.

Un buen momento

Estrada cree que es un buen momento para emprender, ya que el desempleo en el país a raíz de la crisis sociopolítica ha aumentado.

“Es preciso que, al hablar de temas de iniciativas sociales o emprendimiento juvenil, también tratemos de hacer un esfuerzo para que las políticas vengan a fortalecer el sector”, considera Estrada.

Por su parte, Cootinho dijo que Nicaragua es un país muy rico, pero que hay mucho que hacer. “Veo que hay mucha basura, las carreteras están muy buenas, pero hace falta orden; hay mucho que hacer en la parte ambiental, por lo que considero necesario que se implemente una educación ambiental y civil”, dijo.