Mauricio Miranda
  •  |
  •  |
  • END

El presidente Daniel Ortega Saavedra se apresta este viernes a entregar la presidencia pro témpore del Sistema de Integración Centroamericana (SICA), a su homólogo costarricense Óscar Arias Sánchez, con cuyo gobierno tuvo fuertes discrepancias diplomáticas hace unas semanas.

Arias tiene programada una visita el viernes 19 de junio a Managua, donde participará en la 34 reunión de jefes de Estado y de gobierno de países miembros del SICA, entidad que le toca presidir a Costa Rica, por seis meses, de acuerdo con el cronograma establecido.

La reciente disputa diplomática fue porque Nicaragua propuso a Guatemala para asumir la presidencia, ya que, según el gobierno de Ortega, Arias no participaba activamente en las sesiones de presidentes, y en cambio se expresaba de manera negativa sobre dichas reuniones.

Costa Rica calificó de “irrespetuosas, inapropiadas y hostiles”, las expresiones del vicecanciller nicaragüense Manuel Coronel, que fue quien transmitió la posición de Nicaragua. En su oportunidad, Guatemala rechazó la oferta de Ortega y reiteró que Costa Rica debía de asumir la presidencia pro témpore del SICA.

Será bajo la gestión de seis meses de Arias, y con la participación del nuevo presidente de El Salvador, Mauricio Funes, que se esperará la finalización de las negociaciones sobre los Acuerdos de Asociación con la Unión Europea.

En ese sentido, está pendiente la creación del Fondo Común de Crédito Económico Centroamérica-Unión Europea, denominado Fondo E-CA, el cual quedó establecido en la última reunión, como la “base” para la negociación con la contraparte europea, en la búsqueda de un “instrumento financiero” del Acuerdo de Asociación.

Otros temas vitales para la región pendientes en la agenda del SICA, son la migración, la seguridad, la crisis económica global, la unión aduanera, y más recientemente, la pandemia por la gripe A H1N1.