•  |
  •  |
  • END

SAN CARLOS / RÍO SAN JUAN
La población riosanjuaneña está resintiendo los constantes e imprevistos cortes de energía, pues el Año Nuevo lo han recibido en oscurana. El primero de enero la luz se fue desde las cinco de la tarde y retornó a las seis de la mañana del dos. Ese mismo día se fue desde las 10 a las 11:30, y ayer el fluido eléctrico falló desde las seis de la mañana, restaurándose a las dos de la tarde.

Algunos ciudadanos dijeron que el presidente Daniel Ortega los ha engañado, pues prometió que no faltaría más la energía eléctrica, pero en este departamento no se sabe si se trata de cortes o de desperfectos en las líneas, dado que no hay autoridad alguna que dé explicaciones alrededor de lo que está pasando.

Don Oscar Terán, propietario de la Farmacia La Salud, dijo confiar en la promesa del presidente Daniel Ortega, alrededor de que no sufrirían más apagones, pero “ahora parece como que nos hubiera mentido, es necesario que revise lo que está pasando con Río San Juan, aquí no dan el servicio de energía completo y los recibos vienen exagerados”, apuntó.

Terán señaló en el caso de la farmacia, los medicamentos que deben mantener en refrigeración pierden calidad por los largos apagones. “Es importante que en esta zona turística el gobierno atienda los problemas de la población y contribuya para que salga adelante y poder paliar la pobreza”, manifestó.

Llamado a invertir en sistema obsoleto
Doña Edelmira Gross, propietaria de una carnicería, sacaba ayer, al momento que retornó la energía, toda la carne de la mantenedora para revisar su estado después de que la energía faltó ocho horas. “Eso me perjudica, porque los productos que vendo son sensibles, como el pollo, la carne, la leche y sus derivados, lo más grave es que los cortes son imprevistos y a pesar de que llamé a la oficina de Fenosa, nadie me dio explicación para saber si son cortes y desperfectos, pero debieran informar qué es lo que está pasando”, expresó.

Para doña Edelmira, la responsable de que la población esté en oscurana es “Unión Fenosa, yo a esa empresa le pago, así que debe garantizar el servicio, y si es que hay problemas, pues que inviertan”, afirmó.

Doña Ileana Pérez, de la abarrotería que lleva su nombre, dijo: “No es justo que nos sigan quitando la luz, yo creía que los cortes habían terminado, que nos digan si es que nos están racionando otra vez”.

A juicio de doña Ileana, los constantes cortes están afectando al comercio de Río San Juan. A los pescadores que se juegan la vida para sobrevivir, y al pobre que vende helados y se la rebusca para el pan diario de sus hijos.

Fenosa deslinda responsabilidad
Jorge Katín, Gerente de Relaciones Públicas de Unión Fenosa, informó vía telefónica que los constantes apagones ocurridos en los primeros días en Río San Juan, no son responsabilidad de esa empresa, sino de la Empresa Nacional de Transmisión Eléctrica (Enatrel).

Katín aseguró que el 99 por ciento de las interrupciones de energía en este departamento del sureste del país, se deben a desperfectos en las subestación de San Miguelito o Acoyapa o en las líneas de transmisión. En estos días, fuertes ventoleras sacuden la zona y aparentemente sufren daño las líneas de transmisión que están obsoletas.