•  |
  •  |
  • END

Un juego de presiones solapadas pareciera haberse instalado en el Ministerio de Salud, tras asumir la titularidad el doctor Guillermo González. Ayer se conoció de la “renuncia” del reconocido epidemiólogo Juan José Amador.

El galeno, con una trayectoria de más de 20 años en el Minsa, y 17 ocupando el puesto de director general de Salud Ambiental y Vigilancia Epidemiológica, es la nueva víctima de esta guerra encubierta.

“Me voy porque se me ha presentado una nueva oportunidad de trabajo”, dijo escuetamente el galeno a EL NUEVO DIARIO.

Según fuentes extraoficiales, Amador tomó la decisión tras la salida de la doctora Cuan, quien renunció a su cargo de ministra el pasado noviembre aduciendo problemas de salud.

Se conoció, también, que Amador trabajará para el prestigioso Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de Atlanta, Georgia, Estados Unidos.

“La vida te da otras oportunidades, y cuando te las da hay que tomarlas”, agregó el epidemiólogo, que tiene estudios realizados en Japón, en Brasil y en otros países.

El cargo de Amador sería asumido por la doctora Maribel Orozco, responsable de vigilancia epidemiológica. Sin duda, se trata de una sensible baja para el equipo de especialistas que componen el Minsa, y difícilmente las autoridades encontrarán a otro epidemiólogo con la capacidad, conocimientos, experiencia y reconocimiento del doctor Amador, quien es considerado uno de los mejores epidemiólogos de Latinoamérica.