• |
  • |
  • END

El presidente Daniel Ortega ahora tiene en sus manos la decisión de aplicar, subsidiar o cancelar las dos alzas que aprobó INAA, para que se reflejen este año en las 450 mil facturas de Enacal. Al menos eso resolvieron los miembros del Consejo de Dirección del ente regulador, quienes ayer guardaron silencio respecto de este tema, pero enviaron esta “papa caliente” a la Presidencia de la República.

EL NUEVO DIARIO ayer intentó nuevamente conocer una versión del INAA pero no hubo manera. Al parecer, Carlos Schutze, Jorge Hayn Vogl y Luis Urbina Noguera, los tres miembros del Consejo de Dirección de INAA, se encuentran muy ocupados con las dos alzas que ya le aprobaron a la Empresa Nicaragüense de Acueductos y Alcantarillados (Enacal).

Según fuentes ligadas a este sector, los técnicos del INAA y de Enacal ayer sostuvieron una reunión donde se dio a conocer que las dos alzas ya fueron aprobadas, tanto en agua potable como en tratamiento de aguas, pero el ente regulador decidió enviarlas a la Presidencia, para que sea Ortega el que busque y anuncie una solución definitiva.

El alza en el servicio de agua potable fue aprobada tal como fue solicitada por Enacal. Es decir, que oscilará entre siete y 25 por ciento, pero no afectará a los clientes que consuman hasta 20 metros cúbicos al mes (unos 5 mil 500 galones mensuales). En esta misma resolución se aprobó una tarifa para las empresas que tienen sus propios pozos y comercializan el agua.


Confirmado lo de tratamiento residual
En el caso del alza en las facturas por tratamiento de aguas residuales en Managua, se confirmó cada detalle que publicó ayer EL NUEVO DIARIO, y ambos paquetes fueron enviados en sobres a la Secretaría General del FSLN, al despacho de Ortega.

Ellos esperan que este tema sea abordado por el mandatario en la próxima sesión del programa “El Pueblo, Presidente”, ya que este ajuste en las tarifas de agua potable es apenas una parte del cálculo general que necesita aplicar Enacal, para lograr un respiro financiero inmediato.

Según los cálculos realizados por el Departamento de Tarifas del INAA, para ajustar la tarifa de agua potable hasta junio de 2006, Enacal debería aplicar un alza de 38 por ciento a los clientes de Managua y 40 por ciento para el resto del país, lo que representa una recuperación de 188 millones de córdobas en las facturas.

Esto permitiría ampliar las 450 mil conexiones de agua potable que ahora tiene esta empresa en 163 ciudades y poblados. Aclaran que en Managua hay más de 220 mil conexiones y representan el 40 por ciento de todas, por tanto, el impacto de las alzas será mayor.

Aseguran que existe un 45 por ciento de estas conexiones que está en mal estado o no paga el servicio.