•   LAS MANOS, NUEVA SEGOVIA  |
  •  |
  •  |
  • END

Mientras el presidente depuesto de Honduras, Manuel Zelaya, realizaba su primera “exploración” en algunas montañas segovianas fronterizas con su país, su familia, integrada por su esposa Xiomara Castro; Hortensia Rosales, madre del gobernante, así como su hija del mismo nombre de su abuela, viajaban ayer lentamente hacia la ciudad oriental hondureña de El Paraíso, distante a 12 kilómetros de Las Manos.

Desde el mediodía de ayer, decenas de seguidores de Mel permanecían en este paso fronterizo para darle el recibimiento a la familia del mandatario depuesto, lo que volvió nuevamente tenso el cruce de la frontera, sobre todo el trayecto hacia la ciudad vecina de Honduras.

Se conoció que la familia Zelaya venía acompañada por una larga caravana de simpatizantes que se desplazaba desde el pueblo de Jacaleapa, sobrepasando el registro minucioso en los retenes militares. La incógnita a despejar es si le permitirán pasar a la línea fronteriza en compañía de los simpatizantes del gobernante depuesto, ya que la misión de los retenes militares es detener a los civiles que osen violar el toque de queda permanente en la zona fronteriza.