Rafael Lara
  •  |
  •  |

Ante los altos índices de violencia intrafamiliar, los embarazos adolescentes y las muertes maternas en Nicaragua, de no actuar efectivamente en este momento, nuestro país no cumplirá con los compromisos de población y desarrollo asumidos internacionalmente, según Junko Sazaki, representante del Fondo de Población de las Naciones Unidas, Unfpa.

“Los compromisos establecidos a inicios de la década se deben cumplir para el 2015, por lo que Nicaragua tiene un desafío enorme para los próximos 6 años, ya que reducir la cifra de 77 muertes infantiles por cada 100 mil niños nacidos es aún un reto”, expresó Sazaki.

Recordó que lo asumido por nuestro país tiene que ver con los temas de salud materna, reducción de mortalidad infantil, la promoción de la igualdad de género, y erradicación de la pobreza extrema, entre otros.

La señora Sazaki indicó que otros países con estadísticas y condiciones similares, con buen esfuerzo, han logrado bajar rápidamente sus altos índices, por lo que Nicaragua también puede hacerlo, y todo está en que el Estado priorice y designe los recursos necesarios.

“Creo que podrían acercarse a la meta, lo que dependerá de la inversión que se haga”, expresó la representante de la Unfpa, agregando que los esfuerzos del gobierno tienen que ser acompañados por las organizaciones civiles y en especial la población.

Señaló que en los centros hospitalarios se necesita más personal, una respuesta rápida en la atención, y medicamentos, pero también la necesidad de luchar contra la violencia intrafamiliar y sexual.

En el caso de los embarazos adolescentes, mencionó que el 34 por ciento de mujeres embarazadas son adolescentes y hay registros que igual porcentaje de embarazadas están en el rango de preadolescentes y niñas, una buen parte de ellas fueron abusadas en sus mismos hogares.

Asimismo expresó que en el caso de las muertes maternas las cifras oficiales no son estables, sosteniendo fuertes bajas y alzas que no permiten observar una actuación definida ante la problemática.

El premio de doña Panchita
La señora Sazaki dijo esto durante la presentación oficial de Francisca “Panchita” Espinoza, coordinadora de la Red de Casas Maternas, quien obtuvo el Premio Internacional por la Salud y Dignidad de la Mujer, notificado en mayo de este año.

Originaria de Jinotega, educadora de corazón y en estos momentos con 15 años de trabajar en las casas maternas, expresó que ganar el galardón de la organización Amigos de Unfpa fue una grata sorpresa que nunca esperó, ya que su labor la viene realizando voluntariamente para ayudar a las mujeres embarazadas, sin esperar nada a cambio.

Indicando que en la actualidad a nivel nacional hay 60 casas maternas y 8 albergues que el Ministerio de Salud ha organizado.

El premio consta de 5 mil dólares que “Doña Panchita” pasará a las casas maternas, además participará durante una semana en actividades en Washington y Nueve York, donde tendrá la oportunidad de reunirse con legisladores, líderes del sector privado, instituciones académicas y donanates Estadounidenses.

Esta es la primera vez que una nicaragüense recibe esta distinción y se une a una lista de mujeres que han dedicado su labor a la promoción y defensa de los derechos de las mujeres en el mundo.