•   CHINANDEGA  |
  •  |
  •  |
  • END

Un arsenal, pasamontañas, silenciadores para armas y varios radiocomunicadores, incautaron efectivos policiales de esta ciudad a ocho hombres y a una mujer.

Un grupo de agentes incautó pistolas de varios calibres, escopetas, rifles, miras telescópicas, entre otros objetos, en un taller de reparación de armas propiedad de Denis Ramón Robelo Medina, de 28 años, en una vivienda del barrio “Rubén Darío” de Chinandega.

En el inmueble fueron capturados también Walter José Baltodano, de 40 años; Manuel Ignacio Ruiz, de 70, y Ernesto Martínez Méndez, de 56 años. Éstos dijeron que llegaron al lugar a reparar armas.

No estaba legalizado

En una vivienda del barrio La Florida, fue capturada Andrea Castillo, de 30 años, a quien le incautaron varios radios de comunicación y silenciadores para armas. Castillo es cónyuge de Denis Ramón Robelo Medina, quien confesó que trabaja para un propietario de otro taller de reparación de armas en la ciudad de León.

Dijo que después del invierno legalizaría el taller, que funcionaba ilegalmente desde hace varios meses, constituyendo un serio peligro para la seguridad ciudadana, en flagrante violación a la Ley 510, de control de armas, municiones y explosivos.

Manifestó que en el taller --ubicado en una zona alejada del centro de la ciudad de Chinandega-- reparaba armas a varias empresas de vigilancia y a particulares, y que después del invierno pretendía legalizarlo.

De acuerdo con las investigaciones, Robelo Medina vendió en 3 mil córdobas hace seis días una pistola calibre 22 al triciclero Jonathan Israel Hernández, de 21 años, originario del barrio “Walter Arata”, de Chinandega, quien junto a Nehemías Daniel Andino Berríos, de 23 años, originario del puerto de Corinto, intentaron asaltar y asesinar al cambista Cayetano Alcides Meza. Ambos son señalados como miembros de la peligrosa banda.

El comisionado Lee Edwin López, jefe de la Policía de Chinandega, aseguró que producto de la labor de inteligencia y seguridad pública, capturaron a los dos sujetos la tarde del miércoles, una hora antes de que a bordo de una motocicleta intentaran asaltar al cambista que portaba 5 mil dólares cerca del centro de la ciudad.

El triciclero confesó que compró el arma de fuego a un individuo conocido como Rudel y que esperaba a su amigo Nehemías Daniel, quien manejaba la moto. Ambos alegaron inocencia, pero el cambista los reconoció plenamente, porque Hernández tenía el arma montada y el otro lo esperaba en una motocicleta azul para huir.

Investigan para determinar cargos

El comisionado Fernando Escobar, jefe departamental de Seguridad Pública, informó que profundizan las investigaciones para determinar la responsabilidad de cada miembro de la presunta banda delictiva.

Añadió que hace varias semanas otro cambista fue asaltado y herido por dos individuos en una calle del barrio Guadalupe, de Chinandega, por lo que no se descartan que sean los mismos sujetos que intentaron asaltar al cambista Cayetano Alcides Meza.

“Frustramos el hecho. Se presume que el taller donde fueron incautadas las armas, era usado para la fabricación de armas “hechizas” que usan grupos delictivos. En el lugar encontramos varios casquillos, como prueba de que en ese lugar han detonado armas”, dijo el oficial.

En las próximas horas, los miembros de la banda serán remitidos a la orden de la Fiscalía por los delitos de portación ilegal de armas, asociación para delinquir, robo con intimidación y homicidio en grado de frustración, entre otros delitos.