Rafael Lara
  •  |
  •  |

Nilo Salasar, presidente de la Federación de la Industria de Trabajadores de la Construcción y la Madera de Nicaragua (FITCM-N), espera que “todo esté sobre la mesa” y que se cumplan los procedimientos de gestión migratoria para trabajadores temporales Costa Rica-Nicaragua, firmados por la titular del Ministerio del Trabajo de Nicaragua y el embajador del vecino país del sur.

Este procedimiento de gestión es uno de los documentos recientemente suscritos que comprueban la seriedad de la propuesta de empresarios costarricenses de contratar y hacer ingresar a 10 mil trabajadores nicas para el sector construcción, comenta Salasar.

El documento de los procedimientos, firmado el 18 de diciembre por la Ministra del Trabajo, Jeannette Chávez, y Antonio Tacsan, embajador de Costa Rica en Nicaragua, será presentado a los trabajadores solicitantes por la FITCM-N este domingo, donde se expondrán los requisitos requeridos y lo que ofrecen a los nicas.

Procedimientos y compromisos
Aquí se expresa que Costa Rica, a través de la Dirección General de Migración y Extranjería, autorizará el ingreso de ciudadanos nicaragüenses mayores de 18 años bajo la categoría especial de personas trabajadoras temporales en las actividades de construcción, agrícolas y agroindustriales.

Según lo acordado, tal procedimiento para la admisión se iniciará con la solicitud del empleador ante la Dirección Nacional de Empleo del Ministerio del Trabajo y Seguridad Social de Costa Rica. Una vez aceptada la solicitud, el empleador podrá contratar mano de obra extranjera en el país de origen o en el país receptor, esto siempre y cuando el trabajador tenga su documentación en regla.

Para tales gestiones, la empresa tiene que estar registrada en el reporte oficial que emite el Ministerio del Trabajo de Costa Rica, y en Nicaragua deberá presentar un poder especial para el procedimiento de contratación, autentificado por las autoridades competentes. También debe presentar los contratos de trabajo, fotocopia de la personería y la cédula jurídica de la empresa. Finalmente debe mostrar el listado de las personas trabajadoras autorizadas para laborar.

Estas empresas, a través de sus representantes, serán responsables de la entrega de los documentos de viaje (pasaporte o salvoconducto) a los titulares del mismo. En caso contrario serán devueltos a la Dirección General de Migración y Extranjería de Nicaragua. El incumplimiento será objeto de sanciones administrativas, sin prejuicio de las acciones penales que de estos se deriven.

Por otra parte, el empleador está comprometido a garantizar el transporte de ida al país de destino y el regreso al país de origen, una vez iniciado y finalizado el contrato bajo cualquier circunstancia que este termine. Además deberá de dar alojamiento en condiciones óptimas de higiene y seguridad física de las instalaciones, sin que genere costos para el trabajador.

Así mismo, exonerarán de la visa de entrada a estos contingentes de trabajadores, consignándoles en el documento de viaje una categoría especial de forma individual donde se indicará el plazo de permanencia autorizado.

El empleador deberá realizar una solicitud dirigida a la Dirección General de Migración y Extranjería de Costa Rica, indicando la categoría especial de cada trabajador y por cada trabajador efectuará un depósito de garantía de 20 dólares o su equivalente en colones.

El compromiso incluye que el gobierno de Costa Rica velará para que, según las leyes laborales, se brinde un trato sicial-laboral y en condiciones de igualdad, así también que las condiciones de alojamiento se ajusten a las disposiciones nacionales de higiene y seguridad ocupacional. Además la remuneración deberá estar conforme a las leyes vigentes, al igual que el cumplimiento de las liquidaciones laborales.

Confían en el cumplimiento de acuerdos
Luis Barbosa, secretario general de la Central Sindical de Trabajadores “José Benito Escobar”, comentó que este documento es importante y un avance significativo en la solicitud de mano de obra nica y confía en que cada uno de los puntos establecidos se cumplan.

“Desde la solicitud inicial se observa que tienen necesidad de nuestra mano de obra y los dos países se benefician con esto. Este es un compromiso no sólo de los empresarios, sino también de autoridades gubernamentales de dos naciones y eso debe respetarse”, señaló Barbosa.

Salasar comentó que en la asamblea mencionada se aclarará cada punto a los afiliados afiliado a su federación que aglutina a 22 sindicatos y la actividad se realizará a las 9 de la mañana en Managua, del supermercado Pali frente al mercado Israel Lewites 40 varas abajo, 300 metros al norte hasta el tope de la calle, con teléfono 8957927.

La Ministra del Trabajo, Jeannette Chávez, expresó que a pesar de ya haber hecho las coordinaciones con sus homólogos costarricenses, con el consulado y tener la aprobación del país vecino para el ingreso legar de la mano de obra nica, aún continúan en espera de que los empresarios vengan a Nicaragua, presenten credenciales para comenzar las contrataciones.