•  |
  •  |
  • END

La familia del ex director general de Ingresos, Byron Jerez Solís, está sin servicio de energía eléctrica. Unión Fenosa aplicó el “alicate” a las dos propiedades: la terraza de Pochomil Viejo y la casa de Residencial La Estancia de Santo Domingo. Ambas partes hoy se verán las caras en el Ministerio Público, pues se trata de un caso que han llevado hasta la Corte Suprema de Justicia (CSJ), después de un año de disputa.

Por séptima vez en menos de dos años, cuadrillas de Fenosa cortaron el servicio en las dos propiedades hace dos semanas. Jorge Katín, Gerente de Comunicación de la empresa, dice que reclaman el pago de 20 facturas en total, las que suman un monto equivalente a 633 mil 17 córdobas con 16 centavos.

En la vivienda de Byron Jerez, ayer nadie quiso brindar declaraciones, y mucho menos por teléfono. “No hay nadie que atienda”, dijeron los empleados, después de conocer que se trataba de EL NUEVO DIARIO en busca de una versión acerca de este caso.

“Son diez facturas las que deben en cada propiedad y son por diferentes meses, pero todos están comprendidos entre agosto de 2008 y julio de 2009”, detalló Katín, quien refirió que en este caso la empresa no procedió al corte de inmediato porque la esposa de Jerez Solís, Ethel González Morales, mediante su representante legal, metió a reclamo dichas facturas.

Se trata de la abogada Juana Rosa Palma Montoya, quien reclamó ante Fenosa en dos ocasiones por cada recibo, argumentando errores en la facturación. Después de recibir una respuesta negativa, hizo lo mismo ante el Instituto Nicaragüense de Energía (INE).

Recurre a TAM

El ente regulador también le cantó cero, y ante dicha respuesta, la abogada de la familia Jerez González llevó su reclamo al Tribunal de Apelaciones de Managua (TAM), donde promovió recursos de amparo contra el Consejo de Dirección del INE por esta respuesta negativa.

Esta vez, sin embargo, sólo reclamó un recibo por la vivienda de Managua y otros siete por la terraza de Pochomil Viejo. Los magistrados del TAM aceptaron darle trámite y ordenaron “congelar” cualquier acto de ambas partes hasta que la Suprema Corte se pronunciara.

La Sala de lo Constitucional de la CSJ le resolvió en contra la semana pasada, y las cuadrillas de la empresa procedieron de inmediato a cortar el servicio en ambos inmuebles.

“Es decir, que los Jerez Solís deben pagar las facturas por las cuales se pronunció la Corte Suprema”, dijo Katín.

Fenosa al Ministerio Público

Son 263 mil 677 córdobas con ocho centavos los que esperaba Fenosa esta semana de parte de la familia Jerez Solís, en concepto de cancelación de esta pequeña parte de la mora total, sin embargo, lo único que recibió fue una cita del Ministerio Público, adonde recurrió la familia del ex Director General de Ingresos.

El fiscal Luden Montenegro citó a Basilio Zapata, Director Comercial de Fenosa, para que comparezca en su oficina y responda por una causa que presentó esta familia contra la empresa, por “desacato o desobediencia a la autoridad”.

Katín dijo que van a presentarse a la Fiscalía y también van a buscar la vía para reclamar por aquellas facturas que no fueron llevadas por los Jerez González a la CSJ, lo que suma una deuda adicional de 369 mil 339 córdobas con 36 centavos.

Indicó que no van a reconectar el servicio en ambas propiedades hasta que los Jerez paguen al menos lo que resolvió la CSJ, es decir, más de 263 mil córdobas, apuntó Katín.