•  |
  •  |
  • END

Unas tres Cooperativas asentadas en las 36 mil manzanas de tierra del Timal llegaron ayer a la Procuraduría General de la República a solicitar el seguimiento a la titulación de la propiedad en ese lugar, porque se producen muchas anomalías.

Según Carlos Martínez Reyes, representante de la Cooperativa Agropecuaria “Luis Manuel Dávila”, que aglutina a unos 285 parceleros, entre las anomalías hay tráfico y venta de tierras, así como desalojos violentos.

“Desalojan a personas humildes y venden la tierra a otras personas que no tienen nada que ver con los desmovilizados, dejando a los verdaderos beneficiados en el aire. Además, unos tomatierras llegan de otros lugares, acaparan terreno para luego alquilárselos a arroceros que después se vuelven los propietarios de la tierra”, afirmó Martínez.

Promesas

Ante esa situación, José María Rivera, otro afectado por la falta de titulación, aseguró que quieren justicia, para que los tomatierras, los dejen trabajar en paz.

En las afuera del edificio de la PGR, los manifestantes se organizaron para formar una comisión y entrar a hablar con la intendenta de la Propiedad, Yara Pérez, para que les den respuesta a la solicitud de legalización.

Según Martínez, la funcionaria se comprometió a que antes de septiembre estarán entregando los títulos de mil 800 propiedades. En cuanto a las anomalías, coordinarán trabajo con la Policía de Tipitapa y con la Intendencia para poner mano dura a los supuestos tomatierras y desalojadores violentos.