•  |
  •  |
  • END

Como un negocio adicional calificó la Red Nacional de Defensa de los Consumidores (RNDC) la no cobertura de las aseguradoras, a los que compran una póliza de vida y mueren en accidente de motocicletas.

Juan Carlos López, Coordinador de Asesoría Legal, de la RNDC, afirmó que los compradores de seguros de vida están prácticamente desprotegidos en materia legal, ya que la ley para regular las pólizas en el país “es muy pobre”.

Mencionó que si bien a las aseguradoras las regula la Superintendencia de Bancos, ni la Ley General de Seguros y sus Reformas, ni en el Código de Comercio, tampoco en la Ley de Títulos de Valores y el Código Civil, hay legislación pertinente que estipule como tal “cuáles son las prácticas legales que determinan el pago de indemnización correspondiente de una póliza”.

En diferentes modelos de pólizas de vida de las aseguradoras locales, conducir o viajar en moto es un “riesgo calificado” en Nicaragua, comparado con deportes extremos como el alpinismo, artes marciales, lucha libre, caza, tiro al blanco, lanzarse al vacío en parapente y buceo de profundidad.

Compañías deben hablar claro

Varios usuarios de motos consultados se sorprendieron al saber que una póliza de vida “tradicional”, no cubre muerte en moto, y sólo es efectiva si el cliente paga un seguro extra para esa clase de accidentes.

Hernal Castro, conductor de una motocicleta Honda 125, año 2007, creía que la póliza de vida lo aseguraba todo, entre esto, los accidentes en motocicletas.

“Sería bueno que las aseguradoras hablen claro, porque a la hora de que muera en una moto, pobre mi familia, no va a recibir nada, sólo le van a reparar el vehículo y se lo van a entregar, y para qué quieren eso”, lamentó.

Días atrás, las aseguradoras mencionadas revelaron que si un cliente muere en moto y no cuenta con cobertura extra, el seguro tradicional no lo cubre.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus