•  |
  •  |
  • END

El Ministerio de Educación fue recortado una vez más, no en el actual presupuesto, sino en la asignación de 2010. El titular de esta cartera, Miguel De Castilla, afirmó que la asignación en el anteproyecto de Ley para el próximo año será de “4 mil 915 millones de córdobas”, es decir 312 millones de córdobas menos que en 2009, aun después de las dos reducciones de este año.

De Castilla admitió que lo calculado para el próximo año será insuficiente, ya que Educación necesita al menos tres veces del presupuesto actual, “un equivalente a 15 mil millones de córdobas”, dijo el ministro.

Añadió, que “siempre hará falta dinero en un país como el nuestro, y, obviamente, estaremos buscando otros medios para llevar más dinero a la mesa de los niños”, dijo el funcionario.

Pidieron menos

En el presupuesto 2009 presentado ante la Asamblea Nacional el 15 de octubre de 2008, el gobierno asignó al Ministerio de Educación 5 mil 451 millones 821 mil córdobas. En la primera modificación le quitaron 147 millones y en la segunda modificación, en junio de 2009, le quitaron 77 millones, restándole 224 millones de córdobas en este año.

Es decir, que el presupuesto de 2010 recibirá 312 millones de córdobas menos que en 2009. El ministro De Castilla expresó que la merienda escolar y la alfabetización de adultos sarán programas prioritarios para el Mined, sin embargo, el incremento salarial a los docentes y las mejoras a la infraestructura escolar serán golpeadas por este presupuesto.

Con esta asignación tampoco se cumplirá con la propuesta de la sociedad civil, la cual demandaba asignar el 7% del Producto Interno Bruto a educación. Este nuevo recorte a educación se debió a la baja recaudación fiscal de este año, sumando además la crisis económica mundial, y el retiro de la cooperación internacional.

Reclaman aumento salarial

Ayer, nuevamente, y como ya es costumbre, los maestros volvieron a reclamar un aumento salarial al gobierno. Luis Molina, enlace de la Coordinadora Civil, explicó que de acuerdo con los datos de 2005, el promedio salarial de un maestro en la región era de 277.88 dólares, en cambio en Nicaragua el salario básico de primaria y secundaria es de 172 dólares.

Para alcanzar la meta de equilibrar el sueldo de los maestros nicaragüenses con el promedio centroamericano se tendrá que aumentar 92 dólares, esto significa un aumento casi del 50%, explicó Molina.

Mientras no se mejore el salario del educador en el país, muchos continuarán trabajando dobles plazas para medio comer, o recurriendo al ingenio, como lo hace la maestra de primaria Cintia Chavarría, quien elabora flores artificiales, las que luego venderá en los cementerios de Masaya, donde habita.