•   RAAS, RAAN y Managua  |
  •  |
  •  |
  • END

El gobierno censuró la información a los medios no oficialistas. Desde horas tempranas de ayer, los medios independientes intentaron brindar cobertura sobre los efectos que dejó el huracán Ida en el Caribe, pero las autoridades gubernamentales se negaron a colaborar, por lo que se desconoce cómo se distribuye la ayuda, cuál es el último informe oficial de los daños, la cantidad de damnificados, los desaparecidos, y cuándo se restablecería el servicio de agua potable en la zona afectada.

Los últimos datos preliminares los dio el gobierno el jueves por la tarde, cuando funcionarios del Sinapred y de la Defensa Civil reportaron a unas 21 mil personas afectadas, 8 mil evacuados, una persona desaparecida, 530 casas destruidas y semidestruidas, daños a los cultivos en 2 mil manzanas, 140 pozos contaminados y el 80 por ciento del tendido eléctrico colapsado.

Esa misma tarde, el jefe de Defensa Civil, general Mario Perezcassar, dijo a los medios que recibió orientaciones del presidente Daniel Ortega de entregar 12 mil libras de alimentos para la población afectada en Corn Island y Sandy Bay Sirpi. Sin embargo, este viernes por la mañana, partieron del aeropuerto de Managua hacia Bluefields tres helicópteros y un avión AN -26, en donde llevaban 8 mil libras.

En el aeropuerto de Bluefields, el comandante Lumberto Campbell, quien se identificó como Coordinador del Consejo de Desarrollo de la Costa Caribe, junto a otros funcionarios del gobierno, no permitieron que periodistas independientes abordaran un helicóptero que viajaría a Karawala, cerca de Sandy Bay Sirpi para brindar ayuda alimentaria.

Hasta Telesur privilegiada

Sólo permitieron la cobertura a los medios oficialistas y afines a las políticas orteguistas: Multinoticias Canal 4, “El 19” y la cadena de noticias Telesur. A Ortega tampoco se le ha escuchado pronunciarse sobre el huracán Ida y sobre los miles de damnificados.

También censuran en Managua
Desde horas de la mañana, EL NUEVO DIARIO intentó conocer detalles sobre la cantidad de alimentos que serían enviados al Caribe, los cuales, según funcionarios del gobierno, fueron proporcionados por la estatal Empresa Nicaragüense de Alimentos Básicos, Enabás, pero alguien que se identificó como “Olga”, nos indicó que no había nadie que pudiera atendernos ni en la mañana ni por la tarde.

Asimismo, END buscó información con los funcionarios del Sistema Nacional para la Prevención, Mitigación y Atención de Desastres, Sinapred, y de Defensa Civil, en Managua, pero nos indicaron que darían el reporte.

Desde las 3:20 de la tarde, un equipo de este rotativo esperó la información prometida en las oficinas de Sinapred. Luego llegaron otros equipos periodísticos de los canales 8, 10, 11, 12 y 23, pero hasta las 5:44 de la tarde, el arquitecto Félix Hernández, funcionario de esa institución, refirió que recibió orientaciones de no dar información, sino hasta hoy.

Más desastres

Pese a la censura del gobierno, END conoció que las secuelas de Ida en la Región Autónoma del Atlántico Norte, RAAN, fueron más de cien casas con sus letrinas anegadas, dos mil manzanas de cultivos afectadas, un puente destruido, y tramos de caminos convertidos en grandes lagunas.

En el caso de Las Minas, los municipios más afectados fueron Rosita y Prinzapolka, donde unas cien viviendas están bajo agua, igual las letrinas, que parecen balsas, motivo por el cual sus habitantes fueron evacuados a centros seguros y destinados para ello. Además, 102 familias miskitas de Bambana, en Rosita, se encuentran en dos albergues seguros, facilitados por el Ministerio de Educación, donde son atendidos por el gobierno local.

En Bonanza, según Julio César Casco, hay 40 familias albergadas de los barrios “Rubén Darío” y “Concha Urrutia”, ya que una cloaca que pasa bajo las casas creció, amenazando con arrastrarlas.

Un puente de hamaca de dos millones de córdobas, construido por Past–Danida entre las comunidades indígenas Dibahill y Fruta de Pan, en Rosita, quedó como cadena retorcida, y sólo se divisan las torres, dijeron comunitarios del lugar. Se habla de que las pérdidas son considerables, pues todavía cientos de manzanas se encuentran anegadas en unas 25 comunidades de Rosita y Prinzapolka, municipios donde los ríos Bambana y el mismo Prinzapolka se han desbordado.

Ineter y ENEL “dan la cara”

Mientras tanto, el Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales, Ineter, fue una de las dos dependencias del Estado que brindó información oficial. Por la mañana informó, a través de una nota de presa, que Ida ya no era tormenta, sino depresión tropical, y alertó al Sinapred y Defensa Civil sobre inundaciones en Waspam, Cayos Miskitos, Las Minas y Cabo Gracias a Dios.

Posteriormente, antes de medio día, Ineter informó a través de otra nota, que la depresión tropical Ida abandonó territorio nicaragüense a las nueve de la mañana, rumbo a Honduras. Después de las cuatro de la tarde, la institución comunicó que Ida estaba a unos 110 kilómetros al noroeste de Cabo Gracias a Dios, pero, además, que se estima que nuevamente puede convertirse en tormenta tropical en territorio hondureño hoy sábado.

Por su parte, la estatal Empresa Nicaragüense de Electricidad, ENEL, confirmó, a través de un comunicado, que el 80 por ciento del tendido eléctrico en Corn Island colapsó, y aseguraron que hasta ayer el 30 por ciento de los daños habían sido reparados, pero que será hasta mañana que el servicio será restablecido en su totalidad.