Tania Sirias
  •  |
  •  |
  • END

Desde que el diputado Edwin Castro salió al parqueo del Parlamento a recibir a los miembros del Consejo Nacional de Universidades, un mortero dirigido a su humanidad anunció lo que luego sucedería. Concluida la reunión --donde se acordó dar trámite de urgencia al veto parcial a Ley del Consejo Nacional de Evaluación y Acreditación, CNEA--, los estudiantes morterearon la sede legislativa.

Las detonaciones causaron destrozos en una de las puertas principales, en la oficina de la Comisión de la Mujer, y en el hemiciclo, donde se realizaba una sesión plenaria.

El presidente del CNU, Telémaco Talavera, minutos antes había invitado al diputado Edwin Castro a dar la buena noticia a los universitarios, pero éste respondió a la solicitud con una sonrisa temerosa, recordando el bolsazo de agua que había recibido en la marcha anterior.

Los jóvenes apuntaban con los morteros directamente al Parlamento, donde por unos minutos la situación se salió de control, y resultaron heridos oficiales de seguridad y personal que labora en la Asamblea Nacional.

Interpondrán denuncia

Róger Figueroa, responsable de la división de Servicios Generales de la AN, dijo que interpondrán la denuncia en la Cuarta Delegación Policial. “También vamos a cuantificar los daños y a pasar el informe a las autoridades máximas”, refirió el funcionario.

Además, dijo que hubo algunos lesionados, sobre todo en la oficina de la Comisión de la Mujer, donde detonaron dos morteros, y lastimaron a tres funcionarias del Poder Legislativo.

Anita Traña recordó que ésta es la segunda vez que los universitarios lanzan morteros a las instalaciones del Parlamento. “Esta vez los afectados fuimos los trabajadores. Sólo escuchamos la expansión del mortero en los oídos, y los vidrios nos cayeron encima, relató la secretaria legislativa de la Comisión de la Mujer.

Veto antes del viernes

Durante la reunión con los rectores de las universidades públicas, el diputado Castro se comprometió a respaldar el veto parcial a Ley del CNEA, pues lesiona a la Ley del Consejo Nacional de Universidades.

Wilfredo Navarro, Primer Secretario de la Asamblea Nacional, opinó que lo menos que quieren es una confrontación con la comunidad universitaria.

“Desde la perspectiva de la bancada (Liberal) no tenemos ningún inconveniente en apoyar el veto que envíe el Presidente (Daniel Ortega). Como secretario de la AN, desde la semana pasada enviamos la Ley al Presidente, y se nos ha informado desde la Secretaría que el veto saldrá antes del viernes”, dijo el legislador.

Agregó que “no quisiera que se viera para atrás, y decir quién tiene la culpa. Lo importante es haber reconocido el error, y por eso nosotros estamos haciendo lo posible para enmendarlo”.

Talavera recalcó que el CNU respalda la creación del CNEA, pero lo que rechazan es que pretendieran eliminar el CNU, y la Ley de Autonomía Universitaria.

El único diputado que se mostró reacio con el veto parcial a la Ley del CNEA fue el presidente de la Comisión de Educación, Mario Valle, quien reiteró su acusación de cobros ilegales a las universidades privadas de parte del CNU.

Rectores satisfechos

Sin embargo, el rector de la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua, UNAN-Managua, Francisco Guzmán, se mostró satisfecho por el resultado de la reunión con los diputados, pues se comprometieron con remendar el error de haber restado facultades al CNU.

Afirmó que ya tienen una tarea avanzada, y cuando el veto llegue a la Asamblea hay seguridad que será aceptado por los diputados.

Mayra Luz Pérez, Rectora de la Universidad Centroamericana, UCA, también se mostró conforme con el apoyo que darán los legisladores al veto presidencial. La académica dijo que defenderán el respeto a la Ley 89, y la institucionalidad, pues sólo así las universidades podrán cumplir con su función social de apoyar a los estudiantes pobres del país.