•  |
  •  |
  • END

La jueza Claudia Noguera, encargada del Juzgado Local Penal de Chinandega, dictó prisión preventiva contra cuatro de los siete implicados en la liberación de los narcotraficantes guatemaltecos, bajo la presunción de haber cometido los delitos de facilitación de evasión y uso de documentos falsos.

Los dos ex funcionarios del Sistema Penitenciario de Chinandega, el ex Alcaide Ramiro Jáenz Castillo, ex director del Sistema Penitenciario Regional de Occidente, y Endilia Mairena, ex encargada de control de reos del penal, así como los dos abogados Emilio Molina Peña y Ricardo Ernesto Polanco Alvarado, fueron acusados por el fiscal auxiliar de Chinandega, Edwin Urcuyo, por facilitar la fuga de tres guatemaltecos encarcelados por narcotráfico.

La acusación entablada durante una maratónica audiencia preliminar por el fiscal Urcuyo, quién aseguró que los implicados fueron acusados por facilitación de evasión y uso de documentos falsos, tuvo su resolución a altas horas de la noche, cuando la jueza Noguera comunicó el dictamen de prisión preventiva.

La jueza Noguera informó que el día de hoy, los procesados serán conducidos al Sistema Penitenciario Regional de Occidente, donde Endilia Mairena y Ramiro Jáenz Castillo, serán ubicados en una celda de seguridad, por ser ex funcionarios del sistema.

Urcuyo explicó que la denuncia fue radicada en el juzgado local, debido a que las penas que podrían enfrentar estas personas no sobrepasan los cinco años, pues no son delitos considerados graves. “Todavía no están determinadas muchas cosas, el proceso de investigación continúa”, aseguró Urcuyo.

Abogado es autor intelectual

A la vez precisó que el abogado Ricardo Ernesto Polanco Alvarado, es el autor intelectual de la operación que dejó en libertad a los tres narcotraficantes, mientras que el abogado Emilio Molina es considerado el autor directo.

“Se dicen tantas cosas, hay muchos rumores que hubo dinero de por medio de parte de los narcos, pero todavía no hay documentos probatorios”, añadió el representante de la fiscalía.

Urcuyo agregó que los tres fugitivos guatemaltecos, Carlos Saúl Zúniga Pérez, de 30 años, César Augusto Jordán González, de 25, y Óscar Algeo Morales Hernández, de 38 años, serán acusados oficialmente por quebrantamiento de pena.

En declaraciones a la Dirección de Auxilio Judicial Nacional, al ser entrevistado la noche del jueves, Emilio Molina declaró que recibió doce mil dólares por gestiones y quince mil dólares como honorarios.

Extraoficialmente se conoció que la orden de libertad entregada por Molina el pasado 18 de diciembre al ex Alcaide Jáenz, habría sido falsificada en un cyber café de la ciudad de Chinandega, lo cuál será investigado.

El fiscal Urcuyo, descartó que la Corte Suprema de Justicia, tuviera participación alguna en la emisión del escrito.

Por su parte, Hollman Matamoros, Representante en Chinandega de la Procuraduría General de la República, manifestó que se presentaron a la audiencia porque el sistema penitenciario es víctima de dicha acción ilegal, por lo que el Estado se vio afectado por el delito, ya que el sistema es parte del mismo.

“Con esta acción anómala, se trastocó la fe pública porque convulsionó el sistema penitenciario y es necesario frenar ese tipo de delitos para que no se repitan”, refirió Matamoros.

Agregó que desde el inicio de las investigaciones de este sonado caso, esa entidad estatal ha acompañado el desarrollo de todo el proceso, reiterando que el Estado debe ser protegido de este tipo de crímenes contra la ley.

También indicó que valoran la posibilidad de confiscar bienes a Emilio Molina Peña, y a Ricardo Ernesto Polanco Alvarado.

Alegan inocencia

El acusado Polanco Alvarado, expresó que en el proceso se va a demostrar que es inocente.

“No tengo nada qué ver en este caso. Nunca he hecho ninguna falsificación. La investigación está errada”, sostuvo.

El fiscal departamental Manuel Rugama, dijo que aunque no existe convenio de extradición con Guatemala, solicitarán oficialmente la orden de captura contra los tres guatemaltecos en la audiencia inicial fijada por la jueza Noguera para el miércoles de esta semana, que se espera sea efectiva con la ayuda de Interpol.

Mientras tanto, en Managua, la doctora Delia Rosales, Secretaria Ejecutiva del Ministerio Público, coincidió con el presidente de la Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia, Magistrado Armengol Cuadra, al asegurar que aunque ya hay acusados, las investigaciones correspondientes al caso de falsificación aún se encuentran abiertas.