Rafael Lara
  •  |
  •  |
  • END

Sentenciaron con cárcel a la madre de una niña violada, acusándola de “colaboradora necesaria”, sin embargo, las autoridades policiales hasta casi un año después giraron a nivel nacional la orden de captura contra el acusado por violación, Irving Osvaldo Ramírez Siles.

“Siete veces fui a la estación policial para ver qué estaban haciendo contra el violador, y hasta el viernes pasado me aseguraron que giraron la orden. Esto es después de casi un año que se interpuso la denuncia”, expresó la hermana de la madre encarcelada.

Wendy Álvarez, abogada del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos, Cenidh, dijo que ya se interpuso la apelación en la Sala Penal II del Tribunal de Apelaciones de Managua, y esperan que los magistrados actúen según las normas procesales correspondientes.

En el caso de las autoridades policiales y del Ministerio Público, les recordó que su responsabilidad es de hacer justicia, pero como ya tienen a alguien tras las rejas, se dan por satisfechos, aunque en esta situación esa persona no sea la culpable del delito.

Indicó que se condenó a la madre con elementos de juicio y no por razonamientos jurídicos, mientras la Policía y el Ministerio Público se cruzan de brazos y el violador sigue en las calles, en busca de más víctimas.

Según se conoció, ésta no era la primera vez que el acusado violó a una mejor de edad. Otra víctima fue una jovencita que trabajó en la casa del abusador, y para tratar de evitar a la justicia, igualmente, la amenazó.

“En este caso Irving Osvaldo Ramírez Siles, cuando violó a mi sobrina, la amenazó conque si lo acusaba, a su mamá es a la que echarían presa y no a él. Esa promesa la cumplió, no sé si porque tiene dinero y le pagó a alguien para todo esto, pero lo cierto es que la situación impactó sicológicamente a la niña, que se culpabiliza por el arresto de su mamá”, añadió.

En la documentación se muestra a Irving Osvaldo Ramírez Siles como comerciante, número de cédula 122-300448-0000C. Según su identificación, tiene 62 años, y es de tez blanca, con dirección del Monumento “Camilo Ortega” 20 varas al Este, Distrito III, Managua.

Las autoridades hacen un llamado a la población, que si lo conocen, lo denuncien inmediatamente a la Estación policial III, para su pronta captura, y para que enfrente los cargos que le imputan, antes que vuelva a destruirle la vida a otra niña.