elnuevodiario.com.ni
  •   MANAGUA  |
  •  |
  •  |
  • AFP

La Defensa Civil pondrá en marcha un plan para las vacaciones de Semana Santa con más de 3.000 soldados que serán movilizados a las costas del Pacífico para resguardar y socorrer a la población ante un eventual maremoto, informó hoy el general Mario Perezcassar, jefe de la institución.

"Tendremos más de 3.000 efectivos del Ejército listos para poder socorrer a la población" en las costas del Pacífico nicaragüense, que son vulnerables a maremotos, porque se encuentran las placas Cocos y Caribe que provocan sismos, anunció Perezcassar al Canal 12.

El plan arrancará este 20 de marzo con la instalación de cuatro puestos de mando en Puerto Corinto, Puerto Sandino, el balneario de Pochomil y San Juan del Sur, que estarán conectados al Centro de Operaciones de Desastres en Managua, explicó Perezcassar.

Los puestos militares estarán encargados de transmitir eventuales alertas a los veraneantes de 24 balnearios y habitantes de las comunidades situadas en los 427 kilómetros de costas en el Pacífico, indicó el jefe militar. Si hubiese una emergencia "tenemos 45 minutos para avisar a la población a través de radios y medios de comunicación que hay una alerta de tsunami", apuntó.

Esta es la sexta vez que Nicaragua ejecuta planes para enfrentar eventuales maremotos con motivo de las vacaciones de Semana Santa, del 28 de marzo al 4 de abril. El gobierno ordenó reforzar este año los planes de prevención, debido a los violentos terremotos que sacudieron a Haití y Chile. Nicaragua es un país altamente sísmico, vulnerable a tsunami, erupciones volcánicas y huracanes.