•  |
  •  |
  • END

Roberto Araquistain, Viceministro de Ambiente y Recursos Naturales, dijo a EL NUEVO DIARIO que si bien se dejará de aplicar la tercera etapa del Programa Socio Ambiental y Desarrollo Forestal (Posaf), el trabajo en Manejo Integral de Cuencas Hidrográficas se continuará y se hará masivo en todo el país.

“El Posaf dejó muy buenas experiencias y muchas lecciones aprendidas que ahora masificaremos en todo el país, no se dio prioridad por eso a una tercera fase porque trabajaremos el Manejo Integral de Cuencas Hidrográficas (MICH) dentro de la Cruzada Nacional de Reforestación”, expresó el viceministro.

Según el viceministro, como parte de la Cruzada Nacional de Reforestación se tiene previsto el manejo de 300 mil hectáreas de bosque, donde además de sembrar árboles serán sitios protegidos de los incendios, con la finalidad de permitir el desarrollo de los acuíferos y recuperar las aguas superficiales que se han ido secando.

“Nos interesa también infiltrar más agua al subsuelo, porque los aguaceros arrastran enormes cantidades de tierra y esto significa que se contaminan los acuíferos y se deja de infiltrar agua que es al final la que consumimos, y eso es una prioridad de primer orden”, dijo Araquistain.

Recursos más operativos
Respecto de la cantidad de recursos económicos que se le han disminuido al Marena dentro del Presupuesto General de la República, el viceministro expresó que si bien ahora hay menos asignación presupuestaria, los recursos serán más operativos.

“No consideramos que sea un problema para nosotros tener menos recursos, porque todos serán aplicados en los territorios, de forma que incluso serán más directos los beneficios, además tenemos proyectos conjuntos con algunas agencias como la Cuenta Reto del Milenio, que destinará al medio ambiente seis millones de dólares, estamos trabajando con el proyecto Pinchas en las zonas de recarga de las cuencas del norte, financiado por Canadá, y con Danida, estaremos trabajando en proyectos locales que han establecido las municipalidades para este tema, de forma que no estamos descuidando las cuencas”, expresó el viceministro.

Dijo que si se hace la sumatoria de todos los ingresos vía proyectos, es claro que siempre hubo recursos para conservar las cuencas, lo que hacía falta era inducirlos, administrarlos y enfocarlos en un objetivo.

“Esto es lo que pretendemos hacer como gobierno: enfocar los recursos que tiene el Marena y aplicar las experiencias de forma masiva, a partir de los proyectos pequeños o pilotos que se han desarrollado de agricultura conservacionista, producción de alimentos sin afectar el bosque, y la obtención de recursos a partir de cultivos orgánicos certificados”, concluyó Araquistain.