•   LEÓN  |
  •  |
  •  |
  • END

Una serie de medidas de austeridad están siendo implementadas este año por las autoridades de la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua, UNAN-León, ante el recorte presupuestario ejecutado por la Asamblea Nacional, que asciende a 16 millones de córdobas.

El año anterior, la universidad dejó de percibir 9.3 de 370 millones de córdobas de las transferencias del 6% constitucional, este año el recorte presupuestario incrementó en un 80%.

El doctor Róger Gurdián Vigil, Rector de la UNAN-León anunció que las medidas de austeridad en la institución tienen como objetivo hacerle frente a la crisis económica para garantizar la educación de más de 17 mil estudiantes, la estabilidad laboral dos mil trabajadores y el funcionamiento de los distintos programas y proyectos sociales.

Será un año difícil

“Este año será difícil para la universidad, el Consejo Nacional de Universidades (CNU) recibió menos fondos del Presupuesto General de la República, la Asamblea Nacional afectó los montos del 6%, y la UNAN-León, se verá afectada con una reducción de 16 millones de córdobas”, afirmó Gurdián este sábado durante el acto de celebración del Día Internacional de los Trabajadores, y la entrega de estímulos a trabajadores que cumplieron entre 10 y 40 años de labor ininterrumpida en la Institución.

Además de la reducción de 16 millones, la Universidad sufrirá un fuerte golpe económico debido al aumento de los gastos de carácter vegetativo, tanto en lo que respecta al cumplimiento del convenio colectivo, aumento de salarios por antigüedad, y otros gastos de carácter administrativo.

Según el rector, por el momento es necesario estar inmersos en un plan de austeridad y de eficiencia administrativa, que sólo es posible con la comprensión y el acompañamiento de los trabajadores.

Alivio ante la crisis

Como un alivio ante la crisis económica, la UNAN-León fue beneficiada este año con 2.6 millones de dólares de parte de los Fondos para el Desarrollo de la Educación Superior (FAC) provenientes de España. Adicional a estos ingresos, la institución es subsidiada por el gobierno en el pago de luz, agua y telefonía.

El rector Gurdián manifestó que la institución no sólo garantiza la estabilidad laboral y el cumplimiento del convenio colectivo, sino la ejecución de distintos programas en beneficio de la sociedad y de los mismos trabajadores, así como el proyecto habitacional.

Durante la entrega de certificados y estímulos económico a 101 trabajadores, de acuerdo con los años de servicio (entre 10 y 40 años) Marvin Somarriba, Secretario del Sindicato de Trabajadores Administrativos “Alí Abarca Meléndez”, recalcó que este beneficio a favor de los trabajadores se realiza todos los años como parte de lo establecido en el convenio colectivo.
Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus