•   PANAMÁ  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El jefe de la diplomacia estadounidense para América Latina, Arturo Valenzuela, declaró hoy que el narcotráfico y el crimen organizado han sobrepasado a algunos países, pero advirtió que no pueden ser combatidos sólo con "políticas de mano dura".

Valenzuela se encuentra en Panamá para analizar con responsables de los países del Sistema de la Integración Centroamericana (SICA) temas de seguridad regional, en particular la lucha contra el tráfico de drogas y el crimen organizado, informaron fuentes estadounidenses.

"El tema del crimen organizado y las pandillas nos preocupan a todos los países. Estamos sobrepasados en cierta medida con estos problemas criminales y estamos viendo como encararlos", expresó Valenzuela. Sin embargo, advirtió que "el crimen y el narcotráfico no se pueden abordar solamente con políticas de mano dura, porque de esa forma nos olvidamos del factor social". "El compromiso es construir sociedades más igualitarias", dijo. "No se pueden tener sociedades altamente desiguales", añadió Valenzuela ante estudiantes panameños becados por Estados Unidos.

Istmo requiere más recursos y tecnología
Por su parte, el secretario general del SICA, Juan Daniel Alemán, manifestó que los países del istmo requieren más recursos y tecnología.  "Fundamentalmente, lo que queremos es apoyo cualitativo y cuantitativo" de Washington para combatir el crimen en una zona que sirve de pasadizo a la droga procedente de Sudamérica con destino a Norteamérica. "Necesitamos recursos tecnológicos y fondos para la implementación de nuestra estrategia y su plan de acción", mencionó Alemán, quien valoró en "novecientos millones y pico" los fondos para llevarla a cabo.

Valenzuela indicó que "Estados Unidos, para la zona de Centroamérica, se ha gastado 165 millones de dólares, pero el presidente (Barack) Obama ha pedido (al Congreso) para el año en curso y el año que viene otros 210 millones".

Valenzuela admitió que Estados Unidos tiene "corresponsabilidad" en el problema del narcotráfico. "Somos un país consumidor", pero "la demanda ya no es solamente de los países del norte, sino de cada uno de los países de la región" centroamericana, indicó.

La cita en Panamá, que se extenderá hasta mañana, es la tercera edición del Diálogo entre Estados Unidos y Centroamérica, donde algunos carteles de la droga han volcado parte de sus actividades criminales debido a las acciones represivas en México y Colombia, según funcionarios de seguridad.

Valenzuela se reúne con Martinelli
Valenzuela también se reunió hoy con el presidente panameño Ricardo Martinelli para "conversar los temas de mutuo interés para las mejores relaciones" con Estados Unidos, según adelantó el mandatario.

El funcionario estadounidense, quien ha escuchado en su gira centroamericana las críticas por la ley que criminaliza a los inmigrantes indocumentados aprobada por el Estado de Arizona, abandonará la noche del viernes Panamá, última escala de su periplo, que incluyó también a Guatemala y El Salvador.

En San Salvador, Valenzuela anunció ayer que Washington dará una nueva prórroga al Estatuto de Protección Temporal (TPS) que le permite a unos 240.000 salvadoreños residir y trabajar en Estados Unidos. En tanto, el gobierno estadounidense anunció una extensión por 18 meses del TPS para los hondureños y nicaragüenses antes de su vencimiento el 5 de julio.