•  |
  •  |
  • END

La fiscal auxiliar Karla Santamaría anunció que apelará la sentencia mediante la cual el juez Séptimo Local Penal, Henry Morales, les impuso la pena mínima de un año de prisión en “La Esperanza” a las doctoras Jamileth Mejía Montenegro y María Auxiliadora González, por el homicidio culposo de la paciente Blanca Azucena Flores.

Santamaría dice que no está de acuerdo con la pena, pero además considera que las dos médicas debieron haber sido suspendidas en el cargo, porque como la sentencia no está firme y ellas siguen estando bajo medidas alternas a la prisión, seguirán ejerciendo la medicina, pese a que el mismo judicial reconoció en el fallo que cometieron un delito “por haber inobservado el deber objetivo de debido cuidado”.

Morales explicó que si no manda a ejecutar la sentencia y la pena contra las dos médicas enviándolas a la Cárcel de Mujeres “La Esperanza”, es porque la misma no está firme ni tiene autoridad de cosa juzgada.

Como se recordará, la Fiscalía había solicitado la pena máxima de tres años de prisión para cada una de las acusadas, y la suspensión en el ejercicio de la medicina, porque las médicas son ilustradas y actuaron con desprecio para con la víctima, pero el juez sólo les impuso un año bajo el argumento de que las señaladas fueron objeto de proceso por un delito donde no hubo dolo o intención de causar daño, sino que se trata de un homicidio culposo.

Fiscalía no demostró sus agravantes
Morales explicó que como elemento para establecer la pena, también consideró la no existencia de antecedentes penales de las acusadas, y explicó que los agravantes invocados por Fiscalía no quedaron probados porque, insistió, no hubo intención de causar daño.

Aunque se podría interpretar que las dos acusadas salieron bien libradas del proceso, porque el juez les impuso la pena mínima y no las mandó a la cárcel, el abogado Jacinto Miranda apeló “en caliente” de la sentencia, porque, según él, no hubo fundamentación de la pena ni de la prueba, pero, además, no le concedieron la suspensión de la ejecución de la pena que solicitó a favor de Mejía y González.

El judicial explicó que no les suspendió la condena a las acusadas porque no sabe si ellas cumplen o no los requisitos para hacerse merecedoras del tal beneficio, no obstante, señaló que su abogado defensor bien puede ir a pedir la libertad condicional para ellas en el Juzgado de Ejecución de Pena correspondiente.

No llegaron por miedo
Ni Jamileth Mejía Montenegro ni María Auxiliadora González se presentaron a escuchar su sentencia, porque tenían miedo de que las dejaran presas, pero su abogado trató de excusarlas ante el juez diciendo que ya iban marchando hacia el juzgado. Luego argumentó que estaban atrapadas en el embotellamiento de tránsito en Metrocentro, y, finalmente, alegó que no las dejaron entrar a los juzgados.

Valga decir que, en el fallo, el juez dejó abierta la vía civil para que los familiares de la víctima vayan a reclamar los daños y perjuicios que el delito les deparó.

Blanca Azucena Flores murió el doce de junio del año pasado porque las doctoras aparentemente le pincharon el intestino al esterilizarla.

Al final, todo hace indicar que las ginecobstetras quedarán en libertad y continuarán ejerciendo la medicina sin problema alguno. Y así se demuestra, una vez más, que los pacientes están desprotegidos, pues está de más denunciar los casos de negligencia médica.

El dirigente de la Federación Médica, doctor Dionisio Morales, dijo que las protestas continuarán este lunes, y es por ello que las consultas externas y cirugías programadas seguirán suspendidas.

“El Hospital ‘Fernando Vélez Paiz’ sigue en paro, hasta que se meta y acepte la apelación”, dijo el galeno. Indicó que este martes la protesta se hará en unidades de salud a nivel nacional. Las doctoras ayer prefirieron no hablar con los medios de comunicación, y ni siquiera se hicieron presentes en la asamblea que realizaron los trabajadores de la salud.

Éstos, en diferentes hospitales de Managua, realizaron una marcha ayer en respaldo a dos ginecobstetras que fueron condenadas por la muerte de una paciente.

Minsa las apoyará con asesoría legal
Por su parte, Guillermo González, titular del Ministerio de Salud (Minsa), aseguró que las doctoras condenadas recibirán el apoyo de asesoría legal por parte de esa institución.

“Como institución, nosotros vamos a darles toda la asesoría legal. Vamos a hacerlo de acuerdo al marco de las leyes. Es el compromiso que tenemos con los profesionales de la salud”, afirmó González.

El ministro rechazó que las acusadas hayan sido abandonadas por el Minsa durante el proceso judicial. “Se les ha dado el apoyo. Entiendo que hay un proceso de apelación para tratar de ver de qué manera se logra amortiguar la sentencia. Eso ahora está en manos del Poder Judicial”, dijo.

Sin embargo, no quiso opinar sobre los resultados del informe del Instituto de Medicina Legal, donde se detallan las causas de la muerte de Blanca Azucena Flores.

“No quisiera contradecir lo que haya dicho medicinal legal. Ellos tienen sus criterios particulares. Lo que estamos analizando ahora es el aspecto jurídico. La comisión del Ministerio de Salud hizo sus aportes, sus recomendaciones, pero recordemos que los jurados no se basan solamente en las comisiones técnicas, sino en la Medicina Forense”, concluyó.

(Con la colaboración de Mauricio Miranda)