•  |
  •  |
  • END

La juez Sexto Distrito Penal de Audiencia, Gertrudis Arias, admitió ayer la acusación y ordenó prisión preventiva contra Irvin Ramírez Siles, acusado de violación agravada en perjuicio de una menor.

Este caso es emblemático, porque durante el tiempo en que el acusado anduvo prófugo de la justicia, el Ministerio Público procesó y condenó a dos años de prisión a la madre de la menor, por ser supuesta colaboradora necesaria.

Durante la audiencia preliminar, Óscar Gómez, defensor de Ramírez, alegó detención ilegal por vencimiento de término, ya que el imputado fue capturado el pasado fin de semana, sin embargo, la judicial valoró la gravedad del caso y la condición de prófugo y le decretó la prisión preventiva, explicó Odeth Leytón, encargada de la Unidad de Género del Ministerio Público; ya que la audiencia se hizo a puertas cerradas.

Para Juanita Jiménez, del Movimiento Autónomo de Mujeres, MAM, la juez Arias actuó conforme derecho, pero le llama la tención que la defensa sea Gómez, porque éste fungió como asesor del Ministerio de la Familia y puede haber algún tipo de influencia.

“Llama la atención, porque la defensa del violador no es común, ya que fue asesor del Ministerio de la Familia y sabemos que puede haber algún tráfico de influencia para hacerse cargo de defender un caso tan aberrante para la sociedad”, dijo Jiménez.

Ahora sólo queda esperar la audiencia inicial programada para el miércoles 26 de mayo a las 9:30 de la mañana, para ver el escrito de intercambio de pruebas y decidir si la causa va o no a juicio.