•   ISLA RAMA CAY, BLUEFIELDS  |
  •  |
  •  |
  • END

El cielo estaba despejado. Algunas aves sobrevolaban la bahía de Bluefields donde el agua parecía un sólido terreno plano color barro lavado. A lo lejos se escuchaba el ruido de motor de un cayuco. Eran las 10 de la mañana cuando Jefrey MacRea, un joven tez morena, descalzo, con el cabello largo, con una gorra y ropa floja, acerca su cayuco, lo equilibra con sus pies. Su hijo de 10 años lo acompaña. Su mirada curiosa e inquietante no ocultó su timidez. Así son los ramas: tímidos, pero con espíritu luchador.

Con Jefrey comenzaba la aventura hasta Rama Cay en Rama Kin-Lakun, ubicada a 15 kilómetros de la bahía de Bluefields, donde vive la mayoría de indígenas. Una pequeña porción reside en el municipio de San Juan de Nicaragua, en Río San Juan.

Tras completar un lento viaje sobre agua, se divisan árboles frondosos, casas de paja y muchos cocales cargados de su fruta refrescante. Es Rama Cay.

Jefrey confiesa que no le gusta Bluefields, porque es una ciudad donde se gasta mucho dinero y hay mucho alcohol. “Me gusta la tranquilidad de Rama Cay”, expresó modulando bien su inglés mezclado con Creole.

Educación en español, inglés y también Rama
Al llegar al pequeño muelle, un grupo de jóvenes juega béisbol, hay otro grupo de niños pescando con arpones de madera y otros van rumbo a la escuela donde imparten clases hasta el cuarto grado de Primaria, en inglés, español y dos horas de Rama, su lengua natal.

El estudio de la lengua Rama le debe tributo a Eleonora Rugby Daniel, quien nació en 1924 y murió hace nueve años, y fue informante lingüística. Ella y la doctora Collette Grinevald, lingüista francesa, lograron revitalizar la lengua Rama.

Quijote de la lengua Rama
Rugby fue maestra de Walter Ortiz, quien lleva 21 años, de los 70 que tiene, impartiendo clases en Rama.

A los alumnos de la escuelita de la isla les dan dos horas de Rama con ayuda de láminas que ilustran la vida de los pocos cientos de indígenas Ramas que habitan en las cercanías de ríos y mar, en el Caribe sur de Nicaragua.

Con la mirada perdida entre las palmeras, el profesor Ortiz confiesa que al aprender Rama “la dificultad se ve en el primer y segundo grado, luego es muy fácil”.

Ortiz tiene 13 hijos, pero ni su esposa ni sus vástagos saben hablar Rama. Reitera que necesita el apoyo de las personas que saben Rama para que se involucren en enseñar a la nueva generación.

Desde hace más de 50 años se ha venido estudiando la lengua Rama, pero fue hasta mediados de los 80, con el interés de la doctora Grinevald, que casi 20 años después se puede apreciar un diccionario en Rama. Al diccionario se le ha llamado Turkulka que en Rama significa papel, cuaderno, libros hechos de papel, contiene aproximadamente 3,500 palabras en Rama para fortalecer la enseñanza en las comunidades.

Para avanzar en las herramientas con las que se pueden impartir clases en Rama, Basilio Ruiz, responsable del Proyecto por el Rescate de la Lengua Rama, hizo ilustraciones para un calendario que refleja las actividades y costumbres de sus indígenas.

Ruiz dijo que la comunidad se solidarizó con su lengua para avanzar con el proyecto. “Todos los pueblos indígenas deben aprovechar que la generación presente aprenda su idioma. Se intenta oficializar la enseñanza de la lengua en Nicaragua”, dice.

Cómo los clasifica Unesco
Rama Cay posee una extensión territorial de dos manzanas de terreno, aproximadamente. Los Ramas, según la Unesco, pertenecen al grupo de lenguas Voto-Rama, un subgrupo de Phillum Chibcha de Sudamérica que sobrevive de la caza y la pesca.

Basilio detalla que no hay un plan de manejo en el área protegida del territorio Rama como son reserva Indio Maíz, Punta Gorda y Cerro Silva. “Los Ramas aprovechan los árboles, pero nos los comercializan”, puntualizó Ruiz.

Territorio Rama
El territorio Rama lo conforman nueve comunidades indígenas, de las cuales Rama Cay, Sumu Kaat, Tiktik Kaanu, Wiring Cay, Bangkukuk e Indian River, son Ramas. Mientras que las comunidades como Monkey Point, Corn River y Graytown hablan creole.

Según Allen Duncan, presidente comunal de Monkey Point, unos 5 mil 800 habitantes conforman todo el territorio Rama–Creole, pero los Rama puros apenas llegan a unos 1,600, que están en la Isla y sus alrededores, además de la pequeña porción en San Juan de Nicaragua
Rama sin modificaciones
La isla Bangkukuk conocida como Punta de Águila, es la única donde sus indígenas hablan la lengua Rama sin ninguna modificación. Según Grinevald, en dicha isla a los indígenas que hablan sólo Rama se les conoce como monolingües.

Para conocer un poco sobre la estructura gramatical y morfológica de la lengua Rama, se puede visitar la página web: www.turkulka.net que contiene las palabras en Rama y una sencilla forma de aprender a conocer una de las lenguas indígenas de Nicaragua que lucha tenazmente por no desaparecer.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus